Viernes, 10 de Octubre de 2008

El Ibex-35 sufre la mayor bajada de su historia al caer un 9,14%

Reuters ·10/10/2008 - 16:43h

El Ibex-35 sufrió el viernes la mayor caída en toda su historia, con un descenso superior al 9 por ciento, en un ambiente de total desconfianza en los mercados internacionales.

Las bolsas europeas se desplomaron presionadas por una corriente vendedora de acciones, en su mayoría financieras, en medio de los temores de que los esfuerzos de los gobiernos y bancos centrales por frenar la crisis crediticia no logren evitar que la economía caiga en recesión.

El índice paneuropeo FTSEurofirst 300 cerró con una caída del 7,8 por ciento a 849,29 puntos, su nivel más bajo desde el 2 de julio de 2003. El selectivo llegó a caer hasta un 9,9 por ciento en las primeras horas de la sesión y ha registrado un descenso semanal del 22 por ciento.

"Las caídas en los mercados que hemos vivido esta semana son el resultado de una corriente vendedora impulsada por el pánico", dijo Joost van Leenders, de Fortis Investments.

En Estados Unidos, el Dow Jones llegó a caer más de un 7,9 por ciento antes de moderar pérdidas hasta ceder un 4,6 por ciento en el momento del cierre de los mercados en Europa.

Operadores señalaron que las caídas fueron más acusadas en España que en otras plazas bursátiles europeas por el mayor peso que los grandes valores, como los bancos, energéticas y Telefónica, tienen en el índice bursátil español de referencia.

"La falta de confianza en los mercados es absoluta y esto se asemeja a una situación de pánico. Antes se intentaban explicar las caídas por fundamentales y ahora esto ya no está siendo posible", dijo José Luis Barrera, director de análisis de Banesto Bolsa.

Este experto consideró que las recientes medidas para incrementar la liquidez por parte de las autoridades habían sido acertadas pero que no estaban teniendo efecto en este momento.

"Quizá necesitemos tiempo para digerir todo lo que está pasando", agregó.

El Ibex-35 cayó un 9,14 por ciento a 8.997,7 puntos hasta situarse en mínimos de enero de 2005.

NERVIOSISMO

La jornada fue además un fiel reflejo del nerviosismo existente en los mercados y el Ibex-35 llegó incluso a bajar más de un 10,5 por ciento a mínimos intradiarios de 8.835 unidades. El volumen total negociado en esta jornada también se situó con 8.211,4 millones de euros claramente por encima de la media de las últimas jornadas.

"Se ven sobre todo órdenes de gestores de fondos que necesitan aumentar sus posiciones de liquidez", dijo un gestor de fondos de Renta 4.

El descenso fue generalizado entre los principales valores del Ibex-35.

Banco Santander, BBVA, Telefónica e Iberdrola cayeron entre un siete y un nueve por ciento, aunque llegaron a sufrir caídas superiores al 10 por ciento en el transcurso de la sesión.

Mientras, los inversores esperaban el resultado de la reunión en Washington de los ministros de Finanzas de los países del G7, los gobernadores de los principales bancos centrales y autoridades del Fondo Monetario Internacional (FMI).

El peor valor del selectivo fue Iberdrola Renovables con un descenso del 15,3 por ciento, y Acciona le siguió con bajadas del 13,05 por ciento.

A contracorriente destacó en el Ibex-35 el grupo textil Inditex, el único valor que acabó en positivo tras avanzar un 0,4 por ciento a 27,50 euros.

/Por Jesús Aguado/