Viernes, 10 de Octubre de 2008

El cambio climático podría amenazar la biodiversidad tropical

Reuters ·10/10/2008 - 09:23h

El cambio climático pronto podría provocar que los trópicos sean demasiado cálidos para muchas especies nativas, las cuales se verían obligadas a buscar terrenos más elevados para escapar del calor, según investigadores estadounidenses.

El estudio dado a conocer por los expertos sugiere que el cambio climático no sólo está amenazando a los osos polares y otras especies de climas fríos, sino también a las especies de climas cálidos.

"Sabemos que el clima se está volviendo más cálido", dijo Robert Colwell de la Universidad de Connecticut, cuyo trabajo apareció en la revista Science.

"Si las cosas se dan como se ha proyectado, habrá un aumento de tres grados centígrados en los trópicos de Costa Rica dentro del próximo siglo", explicó Colwell.

Colwell y sus colegas pronostican que mientras aumente la temperatura en los trópicos, las bandas térmicas ascenderán en las montañas unos 600 metros. "El clima actual, que se encuentra a los 100 metros de altura, se encontrará a los 700 metros", dijo el experto en una entrevista telefónica.

Colwell y sus colegas analizaron datos de casi 2.000 especies de plantas, insectos, y hongos en Costa Rica. Su equipo cree que cerca de la mitad de esas especies tendría que desplazarse a un territorio completamente nuevo, más allá de los rangos superiores de las laderas montañosas.

"Si las especies se ven afectadas negativamente por el calor, se encontrarán mejor en la zona que tiene un clima al que están acostumbradas", agregó el investigador.

Como resultado, la población de las tierras bajas de los trópicos pronto podría experimentar una reducción en su biodiversidad y riqueza de especies, mientras que las especies de las zonas más altas podrían quedarse sin lugar dónde ir.

Colwell dijo que la proyección contradice la suposición de muchos investigadores, que creen que las especies de los trópicos no se verían afectadas tan severamente por el cambio climático.

En otro estudio separado en la misma publicación, investigadores de la Universidad de California-Berkeley compararon los cambios recientes en las poblaciones de pequeños mamíferos en el Parque Nacional Yosemite, en California, con un estudio realizado en 1918.

De manera previsible, descubrieron que los mamíferos como las musarañas, los ratones y las ardillas de tierra se han desplazado a mayores alturas o se han agrupado en regiones pequeñas o más hospitalarias.

Los expertos observaron cambios en casi la mitad de las especies que estudiaron.

/Por Julie Steenhuysen/. *.