Jueves, 9 de Octubre de 2008

Álvarez propone a la UE modificar las normas sobre las listas de pasajeros aéreos

EFE ·09/10/2008 - 12:07h

EFE - La ministra de Fomento, Magdalena Álvarez.

La ministra española de Fomento, Magdalena Álvarez, va a proponer hoy a sus homólogos de la UE una modificación de la normativa sobre las listas de pasajeros aéreos que permita a las autoridades conocer rápidamente quién se encuentra a bordo de cada avión.

España quiere que la Unión Europea estudie obligar a las compañías aéreas a facilitar las listas de pasajeros a las autoridades aeronáuticas o aeroportuarias antes de cada vuelo, con el fin de saber con rapidez, en caso de accidente, la identidad de heridos y fallecidos.

A la entrada de una reunión con los ministros de Transporte de la UE, Álvarez aclaró a los periodistas que su intención es que los ministros europeos reflexionen sobre "cómo se trataría internamente esa transferencia de datos por parte de las compañías en relación a la protección de datos".

Los ministros tendrán que analizar, por tanto, si dicha publicación vulnera la normativa comunitaria sobre protección de datos y además cómo habría que regular la publicación y el tratamiento de los datos personales en caso de accidente.

"Hacemos una propuesta para que el resto de los ministros consideren esa opción y la apoyen para que modifiquemos la situación actual", aclaró.

Preguntada por los trabajos de la comisión que investiga las causas del accidente del avión de Spanair en el que murieron 154 personas, la ministra ha dicho que nunca se le ocurriría hablar del asunto "antes de que tenga un informe preliminar y de que éste se haga público".

En cuanto a la filtración de las imágenes del accidente, Álvarez puntualizó que "no es responsabilidad" del Consejo de ministros de Transporte, por lo que no es una cuestión que se vaya a analizar en la reunión de hoy.

Lo que sí comentó es que "ha tenido un tratamiento que no es el que le correspondía".

La ministra también comentó que a pesar de la dureza de las críticas que la señalaron como responsable de las filtraciones de información a la prensa no hay nada comparable "al drama de las familias" con las que trató después del accidente.

"Las filtraciones es algo que rechazo pero que no es comparable con el dolor que han pasado todos aquellos que han visto a sus familias destrozadas".