Miércoles, 8 de Octubre de 2008

De la Vega dice que el rigor del Gobierno permite que los ahorros de los ciudadanos estén a salvo

EFE ·08/10/2008 - 18:21h

EFE - La vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, hoy en Casablanca.

La vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, destacó hoy que la "firmeza" y el "rigor" del sistema español han hecho posible que " en España hoy los ahorros de los ciudadanos estén a salvo", durante un encuentro con empresarios españoles en Marruecos, a los que ofreció su apoyo para aumentar las relaciones comerciales entre ambos países.

De la Vega se encuentra hoy en Casablanca en su primera jornada de visita a Marruecos, que mañana culminará en Rabat, donde se entrevistará con el primer ministro marroquí, Abás El Fassi.

La vicepresidenta española, en una reunión con cerca de un centenar de empresarios españoles en Marruecos, defendió que en estos momentos de crisis financiera es necesario continuar con unas relaciones de confianza y de sumar los intereses, escuchar y esforzarse en buscar nuevas formas de cooperar y progresar.

En este sentido destacó que España dispone de un "magnífico aval, la confianza, que a lo largo de los años hemos creado y hemos proyectado sobre la economía y el sistema financiero".

"Hoy recogemos los frutos de muchos años de firmeza y de rigor, que han hecho posible que hoy en España los ahorros de los ciudadanos estén a salvo", aseveró en el almuerzo coloquio organizado por la embajada española y la Cámara de Comercio, Industria y Navegación de España en Casablanca..

Según De la Vega, ante la "incertidumbre global" se ha podido comprobar "una vez más que aquella mano que los liberales decían invisible, la mano invisible de un mercado librado a su suerte necesita de la mano visible, de la mano sensible del Estado".

En este contexto, prometió que el Gobierno español va a extender "esa mano cuanto sea necesario para garantizar su apoyo a aquellos que más puedan sufrir las consecuencias de la situación económica que vivimos".

Recordó que ayer el presidente Rodríguez Zapatero anunció nuevas medidas para reforzar la confianza en el sistema financiero garantizando los ahorros de los ciudadanos hasta 100.000 euros y creando un fondo con cargo al tesoro de 30.000 millones ampliable hasta 50.000 para comprar activos financieros.

Por otra parte, la vicepresidenta recalcó que las relaciones entre Marruecos y España son "el mejor ejemplo de una forma de entender la economía como proyecto duradero, como lo hace un buen inversor, la figura más alejada del especulador o del depredador financiero".

Advirtió a los empresarios españoles y a los marroquíes interesados en invertir en España que el Gobierno es un interlocutor abierto a escuchar, dispuesto a entender y decidido a facilitar su tarea en todo lo que esté en su mano.

A lo largo de su intervención, De la Vega reiteró que las relaciones entre España y Marruecos están basadas en una recíproca confianza, el conocimiento mutuo y la experiencia compartida.

Asimismo resaltó que Marruecos es el principal socio comercial en África y el segundo fuera de la UE elogió su despegue económico, al subrayar que en 2008 las importaciones procedentes de este país del Magreb han aumentado un 18 por ciento.

La vicepresidenta subrayó el capital social entre ambos países construido sobre la buena vecindad y amistad, y sobre unas relaciones políticas y económicas estables, leales y duraderas.

Ese capital, agregó, "debemos saber rentabilizarlo en un momento en el que la crisis internacional nos hace a todos buscar la garantía que ofrecen la cercanía, el crecimiento mutuo y la confianza".

De la Vega planteó mejorar las relaciones en sectores como el energético, los transportes o los servicios sanitarios.

La vicepresidenta continuará mañana en Rabat, acompañada por el ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, su segundo día de visita a Marruecos.