Miércoles, 8 de Octubre de 2008

Cabrera presenta unos presupuestos "austeros" que refuerzan "el gasto social"

EFE ·08/10/2008 - 16:39h

EFE - La ministra de Educación, Mercedes Cabrera, momentos antes de la rueda de prensa que ofreció para presentar los presupuesto para el próximo año del Minsiterio del que es titular en el que las becas y ayudas al estudio y la extensión del segundo ciclo de educación infantil (3-6 años) absorben gran parte de lo presupuestado para el próximo año. EFE/Juan Carlos Hidalgo

La ministra de Educación, Política Social y Deporte (MEPSYD), Mercedes Cabrera, ha presentado hoy unos presupuestos que ha definido como "austeros" y que refuerzan el gasto social, con una subida de un 6,15 por ciento, que "sólo recortan gastos corrientes y de mantenimiento del Ministerio".

Durante la presentación de las cuentas de su departamento para 2009, que ascienden a 3.819 millones de euros, Cabrera ha destacado que a la calidad de la educación y a la Ley de Dependencia están destinadas las mayores partidas del Ministerio, uno de los cinco que experimenta un mayor crecimiento para el año próximo.

"Mantenemos todos los proyectos y programas iniciados y los dotamos con la financiación que necesitan", ha dicho la ministra, quien ha insistido en que "no hay ningún recorte" en unos presupuestos en los que "no hay nada que no sea preciso".

En materia de políticas educativas, gestionados por la Secretaría de Estado para la Educación, se dedicará una partida de 1.953 millones de euros, de los que 489 son para financiar el pago de profesores de Ceuta y Melilla, que dependen del Ministerio, y para los centros educativos en el exterior, así como programas de cooperación y difusión del español.

El gasto total del Estado en Educación, teniendo en cuenta otros Ministerios, se acerca a los 3.000 millones de euros, con un aumento del 1,9 por ciento respecto a 2008.

Mercedes Cabrera ha explicado que con estas partidas "la calidad de la enseñanza está asegurada" y que se incidirá en los programas de apoyo a los alumnos, la formación del profesorado y la lucha contra el abandono temprano, así como en la política de becas no universitarias, a las que dedica 647 millones de euros.

Para cumplir con los compromisos de desarrollo de la Ley Orgánica de Educación (LOE) y el objetivo de profundizar en la mejora de la calidad de nuestra educación, se destinan, al conjunto de las medidas LOE, 669 millones de euros.

Ha destacado que los Planes de Refuerzo Orientación y Apoyo (Plan PROA) pasan de 47 a 50 millones de euros, incremento que facilita ampliar a 100 el número de centros.

La apuesta por la reforma de la Formación Profesional cuenta en los presupuestos con 40 millones de euros, un 17 por ciento más que en 2008.

Para el despliegue de la Ley de Dependencia, el Gobierno destina una partida de 1.158 millones de euros, un 33 por ciento más que en 2008, cantidad que la ministra ha señalado que supera lo previsto en la memoria económica de la ley.

Cabrera ha destacado la necesidad de hacer un mayor esfuerzo "para ayudar a las personas que más lo necesitan" en momentos de dificultades económicas.

Además ha confiado en que se logre "lo más pronto posible" un acuerdo con las comunidades autónomas sobre el copago y la acreditación de los centros que prestan los servicios de dependencia "para que el desarrollo de la ley continúe".

Dentro de las Políticas Sociales, el Plan concertado de Servicios Sociales, a través del que se trasfieren a las comunidades el dinero para ayudas a domicilio o alojamiento de personas con riesgo de exclusión social, está dotado con casi 100 millones euros.

En cuanto a las políticas de discapacidad, la inversión se mantiene en el nivel de 2008 y el plan de acción para personas con discapacidad está dotado con seis millones de euros y la financiación destinada al apoyo a instituciones del sector, con 5 millones de euros.

En Deporte, Cabrera ha asegurado que el Gobierno hace "un esfuerzo especial" para mantener el presupuesto del Consejo Superior de Deportes, que asciende a 193.272.560 euros (con un incremento de 2.364.270 euros) en un año postolímpico.