Martes, 7 de Octubre de 2008

Fármacos hiperactividad reducen riesgo abuso drogas, cigarrillo

Reuters ·07/10/2008 - 12:30h

Por Julie Steenhuysen

Las niñas que toman estimulantes para tratar el trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) son menos propensas que otras pacientes con la condición a comenzar a fumar o abusar del alcohol o las drogas, indicaron el lunes investigadores estadounidenses.

El equipo señaló que las niñas con TDAH que consumían fármacos estimulantes tenían la mitad del riesgo de abusar de sustancias y casi la mitad de fumar cigarrillos que aquellas que no eran tratadas con esos medicamentos.

El uso de esta medicación "demostró una reducción de más del 50 por ciento en el desarrollo de abuso de sustancias", dijo el doctor Timothy Wilens, director del programa de abuso de sustancias pediátrico del Hospital General de Massachusetts, cuyo estudio fue publicado en Archives of Pediatrics and Adolescent Medicine.

Varios estudios revelaron que las personas con TDAH son mucho más propensas a fumar y abusar de las drogas y que el tratamiento con estimulantes como Ritalin, conocido genéricamente como metilfenidato, puede disminuir el riesgo en los varones.

Pero al menos un estudio sugirió que este beneficio no se extendía a las adolescentes mujeres con TDAH.

Millones de niños con este trastorno son tratados con los medicamentos como Ritalin de Novartis AG y Adderall de Shire Plc. Wilens indicó tener lazos financieros con ambas empresas, así como también con muchas otras, como Eli Lilly and Co.

El equipo de Wilens estudió a 140 niñas con TDAH de entre 6 y 18 años, de las cuales el 94 por ciento tomaba una medicación estimulante, y a 120 sin la condición. Las participantes periódicamente se sometieron a evaluaciones psiquiátricas durante cinco años.

Los investigadores querían ver si tratar a las niñas con TDAH aumentaría el riesgo de tabaquismo y abuso de sustancias. En cambio, descubrieron que la terapia farmacológica reducía ese peligro.

Debido a que la edad promedio de las niñas estudiadas era de 16 años, no está claro si este riesgo menor se mantenía en la juventud, cuando las personas corren más peligro de fumar y abusar de sustancias.

Wilens señaló que cualquier hallazgo de que una medicina reduce la posibilidad de fumar es importante.

"Si fuman y tienen TDAH, la mitad de esos chicos terminará teniendo un problema de abuso de sustancias", dijo el autor en una entrevista telefónica.

El equipo de investigadores también incluyó al doctor Joseph Biederman, psiquiatra de Harvard que fue acusado por el senador republicano por Iowa Charles Grassley de no dar a conocer completamente los pagos de las compañías.

En este estudio Biederman manifestó tener lazos con Novartis, Shire y otras empresas.

La investigación fue financiada por los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos y la Fundación Lilly.