Lunes, 6 de Octubre de 2008

El Ibex-35 se desploma, aunque cae menos que el resto de Europa

Reuters ·06/10/2008 - 20:33h

El Ibex-35 se desplomó un seis por ciento el lunes, aunque la pérdida fue menor de la que experimentaron el resto de las bolsas europeas, en un movimiento de ventas generalizadas en los mercados de valores mundiales por el creciente pesimismo sobre la crisis crediticia y sus efectos sobre las economías y los bancos.

El selectivo español Ibex-35, que llegó a caer más de un siete por ciento durante la tarde, registró el quinto mayor descenso de su historia al caer 692 puntos, un 6,02 por ciento, para cerrar a 1.0726 unidades.

En Europa, la bolsa de París registró el mayor descenso, del nueve por ciento, mientras que el FTSE británico de Londres y el paneuropeo FTSEurofirst 300 se dejaron más de un siete por ciento cada uno.

"Ahora estamos viendo ventas de pánico. Hay muchos inversores que están empezando a reaccionar con miedo a todas las declaraciones de las autoridades que hablan de garantizar los depósitos", dijo Nicolás López, director de análisis de MG Valores.

Las acciones estadounidenses cayeron con fuerza y el índice Dow Jones cerró por debajo de los 10.000 puntos por primera vez en cuatro años, por temor a que la escalada de la crisis financiera arrastre a la economía mundial a una recesión y reduzca las ganancias empresariales.

El promedio industrial Dow Jones cerró extraoficialmente con una baja de un 3,58 por ciento a 9.955,5 unidades. El índice Standard & Poor's 500 perdió un 3,86 por ciento a 1.056,85 unidades.

El índice tecnológico compuesto Nasdaq retrocedió un 4,34 por ciento a 1.862,96 unidades. El cierre del S&P 500 fue el más bajo desde diciembre de 2003.

LA PEOR PARTE PARA LOS BANCOS

El sector bancario, en el ojo del huracán, se llevó la peor parte en el descenso de Madrid, aunque los expertos señalaron que las caídas fueron muy inferiores a las registradas por otras entidades financieras europeas.

Santander bajó un 6 por ciento y BBVA, un 5,2 por ciento, en contraposición con el descenso, por ejemplo, del 20 por ciento en la acción del gigante británico Royal Bank of Scotland.

"Santander dentro de lo que cabe, es de lo mejor en Europa. La caída media de los bancos en Europa es de un 15 por ciento", dijo un gestor de carteras de Renta 4.

En un selectivo completamente rojo, otros "blue chips" como Telefónica o Iberdrola se dejaron un 5,6 y un 7,6 por ciento, respectivamente.

Repsol cedió un 7,2 por ciento lastrado además por una caída de casi un 5 por ciento en los precios del petróleo, que cotizaban cerca de los 90 dólares por barril por las preocupaciones por la demanda en un contexto de desaceleración económica.

Gamesa y Abengoa registraron las caídas más abultadas, del 14,4 por ciento y del 11,2 por ciento. Iberdrola Renovables se dejó un 9,9 por ciento.