Sábado, 4 de Octubre de 2008

El ex director general de Promoción Industrial de Baleares declara esta tarde ante el juez

EFE ·04/10/2008 - 14:06h

EFE - El ex director de Promoción Industrial, Kurt Viaene.

El ex director general de Promoción Industrial Kurt Joseph Viaene, en detención judicial durante 72 horas, comparecerá de nuevo esta tarde ante el juez, han informado a Efe fuentes de la investigación de la presunta trama de corrupción descubierta en el Consorcio para el Desarrollo Económico de Baleares (CDEIB).

Viaene fue detenido por la Policía el pasado miércoles en Palma, y un día después compareció ante el juez de guardia Enrique Morell, quien decretó para él detención judicial, lo que supuso su ingreso en prisión a la espera de declarar de nuevo ante la Justicia, una vez avanzada la investigación del caso.

Desde entonces, la Policía ha tratado de esclarecer la relación de Viaene con el empresario Francisco G. C., detenido ayer en Valencia y administrador único de la empresa NTC Consultores.

Esta última detención se enmarca en la llamada "operación Scala", iniciado el lunes en Palma por orden de la Fiscalía Anticorrupción, que de momento se ha saldado con la detención de trece personas, entre ellas las dos principales imputadas, la gerente del CDEIB con el anterior Govern balear, Antònia Ordinas, y su mujer, la soprano Isabel Rosselló, ambas en la cárcel de Palma desde el pasado jueves.

El resto de detenidos, con excepción de Viaene y del empresario valenciano Francisco C, han sido puestos en libertad con cargos por el juez, que les imputada a todos los presuntos implicados delitos de malversación, defraudación a la Administración y falsedad documental.

El pasado abril, los servicios jurídicos de la Conselleria de Comercio, Industria y Energía investigaron una presunta malversación de fondos del Consorcio por parte de Ordinas, y del ex director Viaene.

El Consorcio, dependiente de la citada Conselleria, presenta una deuda de 8 millones de euros, que se acumuló durante la legislatura pasada

Una auditoría reveló entonces gastos sin justificar en el CDEIB superiores a los 200.000 euros, de los que 18.000 fueron devueltos en las semanas siguientes por Viaene.