Archivo de Público
Lunes, 12 de Noviembre de 2007

Peres muestra esperanza de lograr una "solución política" con Abbas en Annapolis

EFE ·12/11/2007 - 16:00h

EFE - El presidente israelí, Simón Peres.

El presidente israelí, Simon Peres, afirmó hoy en Ankara que espera "avanzar en una solución política" del conflicto palestino durante la cumbre que mantendrá con el líder de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abbas, en la ciudad estadounidense de Annapolis a finales de este mes.

"Israel está decidido a terminar con el conflicto y a hacer la paz con los palestinos", aseguró Peres durante una comparecencia ante la prensa junto a su homólogo turco, Abdullah Gül, en Ankara, donde ambos se reunirán mañana para preparar la cumbre de Annapolis y pronunciarán un discurso en el Parlamento turco.

El presidente israelí subrayó el compromiso de su país por la solución planteada en la Hoja de Ruta de Estados Unidos, en la que se contempla la creación de dos Estados, y manifestó su deseo de que en la cumbre de Annapolis participen todos los países implicados.

"Cuantos más países participen, será mejor, pues así será mayor el llamamiento a la paz", dijo.

El presidente de Turquía, aliado clave de Israel en la mediación con los países árabes, explicó que la lista de los Estados participantes "aún no ha sido determinada", aunque opinó que Siria debería ser invitada.

"Siria es uno de los países claves de la región y tenemos la esperanza de que sea invitado (a la reunión de Annapolis). Así se lo hemos expresado a EEUU y a Israel", declaró Gül, quien ya había desempeñado funciones de mediador en el conflicto árabe-israelí en su anterior cargo de ministro de Exteriores.

Gül reconoció que durante la reciente visita a Turquía del mandatario sirio, Bachar Al Assad, se discutió el modo de mejorar las relaciones sirio-israelíes.

"(Assad) nos aseguró sentirse contento por la contribución de Turquía. Pienso que él también cree en el proceso de paz", comentó el jefe del Estado turco.

Sin embargo, el tono de Peres fue diferente al referirse a Siria: "Los que siempre han dicho 'no' han sido los sirios y también fueron ellos los que se levantaron de la mesa de negociaciones", dijo.

Con todo, Peres valoró la reunión de Annapolis como "una importante parada en el camino hacia la paz".

"La atmósfera del encuentro de Annapolis debe ser prometedora. Todas las partes deben estar convencidas de que no hay que dejar pasar esta oportunidad", añadió.

"Construir la paz lleva su tiempo y lo importante es saber usarlo bien. No hay que ser pesimistas. Mirando hacia atrás, hemos hecho las paces con Egipto, algo que parecía imposible. Ahora queremos hacer las paces con los palestinos", aseveró Peres.

La última reunión bilateral entre Israel y la ANP similar a la que tendrá lugar en Annapolis fue la de Camp David (EEUU) en julio de 2000, cuando los entonces primer ministro israelí, Ehud Barak, y el presidente palestino, Yaser Arafat, se entrevistaron bajo los auspicios del presidente estadounidense, Bill Clinton.

En Turquía, Peres también valoró como "muy importantes" los esfuerzos turcos por incluir en el proceso de paz a los agentes no gubernamentales dentro del denominado Fórum de Ankara.

Con este proceso, Turquía pretende poner en marcha una zona industrial libre de impuestos en Cisjordania que ofrezca unos 8.000 puestos de trabajo a los empobrecidos palestinos.

El proyecto está financiado por la Unión de Cámaras de Comercio y Bolsas de Turquía (TOBB) y es apoyado por los empresarios israelíes y palestinos.

Gül aseguró que en el Fórum de Ankara, que se celebra de manera simultánea a la visita de Abbas y Peres, "se tomarán decisiones importantes".

Así, el presidente turco prometió que su país hará esfuerzos por conseguir la liberación de los soldados israelíes secuestrados hace un año por Hizbullá y Hamás.

En cuanto a la supuesta intención de Irán de dotarse con armamento nuclear, el mandatario turco avisó de que su país es "contrario" a que un vecino posea armas de destrucción masiva, aunque sí que es favorable a que él régimen iraní use la energía nuclear con fines civiles.