Viernes, 3 de Octubre de 2008

Bélgica, Holanda y Luxemburgo acuerdan dividir Fortis

EFE ·03/10/2008 - 18:19h

EFE - El jefe ejecutivo del grupo de servicios financieros Fortis, Herman Verwilst (d), y el presidente del Banco Fortis, Filip Dierckx, en una reciente conferencia de prensa en Bruselas (Bélgica).

Los gobiernos de Bélgica, Holanda y Luxemburgo acordaron hoy la división del grupo bancario y de seguros Fortis.

Según anunció el primer ministro belga, Yves Leterme, Fortis venderá el grueso del negocio en Holanda -seguros y banca, incluidos los activos de ABN Amro- al Estado holandés por 16.800 millones de euros.

Esta decisión pretende garantizar la solvencia del grupo, según un comunicado del Ejecutivo belga.

El consejero delegado de Fortis, Filip Dierckx, consideró que la venta de las actividades holandesas permitirá al grupo mejorar su posición financiera "de manera considerable" y seguir creciendo en los países en que está presente.

"La difícil decisión de vender ABN Amro nos ha llevado a analizar de forma crítica el mercado holandés y evaluar el mejor modo de posicionarse en él", explicó Dierckx en rueda de prensa tras el anuncio.

Fortis queda ahora formado por Fortis seguros Bélgica, Fortis seguros Internacional y Fortis banca, de la que se desgajará la parte holandesa, precisa un comunicado de la entidad.

Fortis ya fue objeto de una operación de rescate por parte de los tres gobiernos del Benelux el domingo pasado, cuando acordaron inyectar a la entidad un total de 11.200 millones de euros a cambio del 49 por ciento del capital de las divisiones bancarias en los tres países.

Además, la entidad debía deshacerse de su parte en ABN Amro, que había adquirido el año pasado en una operación conjunta con Santander y Royal Bank of Scotland.

En lo referido a Holanda, el acuerdo de hoy sustituye al del domingo, de manera que este país no desembolsará los 4.000 millones de euros a que se comprometió entonces, sino 16.800 para hacerse con todas las actividades del grupo en su territorio.

Tras este nuevo acuerdo, que supone la nacionalización total de Fortis en Holanda, el Gobierno belga anunció que se concentrará en la evolución a corto y medio plazo del grupo, el refuerzo de la gobernanza y en el mantenimiento de la confianza.