Miércoles, 1 de Octubre de 2008

Mercé dice que hoy en el flamenco se sabe lo que se hace, no hay muchos majaretas

EFE ·01/10/2008 - 18:17h

El cantaor José Mercé, que ofrecerá mañana un concierto en la XV Bienal de Flamenco de Sevilla, aseguró hoy que el flamenco "está en un momento muy bueno y, además, sabiendo lo que se hace, no hay muchos majaretas ya en esto", en defensa de los artistas jóvenes y pese a las críticas que también él ha tenido.

En la presentación de "José Mercé en concierto", su segundo espectáculo en esta Bienal tras "La vida breve" con la Orquesta Sinfónica de Sevilla, José Soto Soto "José Mercé" (Jerez, 1955) se mostró encantado de volver a Sevilla, donde está como en "casa" y se le "quiere muchísimo", y adelantó que hará "un concierto de cante clásico, tradicional, de toda la vida".

Tras resaltar que él ha llevado "a mucha gente al flamenco" que antes no lo conocía, Mercé también indicó que a la gente joven "le cuesta trabajo escuchar la base y la raíz del flamenco, y algunos escuchan a gente como Juan Talega o Aurelio Seller e incluso se mofan, pero escuchar la base y la raíz, para después tú hacer tus cosas y ponerle tu personalidad, es muy importante".

En rueda de prensa, el cantaor jerezano resaltó que la juventud "es muy inteligente" y que de los jóvenes cantaores de hoy aprenden "muchísimo, porque tienen la mente más ligera", además de recordar que a él, cuando empezó a hacer discos como "Amanecer" o "Aire", "los propios compañeros" le dieron "palos por todos sitios".

"Decían que eso no es flamenco, incluso que había vendido mi alma al demonio, pero cuál es mi sorpresa cuando veo en los escenarios a los mismos compañeros que me critican con bajo, cajón, dos guitarras y coro", declaró.

Además, subrayó que está "muy contento" con su carrera y aseveró: "no he sido una nube de verano, llevo desde los 13 años y tengo 53, afortunadamente me va bien y le pongo el mismo corazón a una seguiriya que a hacer un tema de un cantautor por bulería, pero lo llevo al flamenco porque no sé hacer otra cosa que cantar flamenco".

Identificado sobre todo con los palos de su tierra, la soleá, la seguiriya, la bulería, Mercé dijo sobre el futuro de este arte que "hay flamenco para siempre, es eterno, y con la gente joven que hay, tan inteligente y que le echa tanto corazón a las cosas que hace", está "en un momento muy bueno".

Incidió en que con discos como "Lío" o "Aire" ha llevado "a mucha gente al flamenco", pero para él lo importante es que en la primera parte de sus espectáculos siempre hace "cantes básicos, y luego ya se interesan por la soleá, la seguiriya, la bulería, la alegría, aunque también disfrutan si hay algún tema que ellos puedan cantar".

Mañana en el Teatro Maestranza, con Manuel Moreno "Morao" y Diego del Morao a la guitarra y otros artistas, cantará malagueñas, seguiriyas, soleás, alegrías, tientos, tangos, fandangos y bulerías para acabar con "un fin de fiesta con mi familia y gente de mi tierra", manifestó.

Explicó que no incluirá temas actuales de sus discos, porque él viene de "una saga cantaora de siempre" y va a "respetar eso en una Bienal", pero recalcó que para él esos temas son "flamenquísimos, igual de flamenco que la mismísima seguiriya de Manuel Torre".

No obstante, añadió, "el público, los aficionados, los que pagan la entrada, me merecen el máximo respeto y si mañana me piden que cante 'Al Alba' o 'Aire', una vez que termine mi concierto, por supuesto que se los voy a hacer", sentenció.

El cantaor jerezano dijo que sigue preparando una antología de flamenco con 40 ó 50 palos distintos, que producirá Isidro Sanlúcar y espera que en seis meses esté ya el primero de los cuatro discos que tendrá y que cada seis meses salga otro.

Matizó que no será "una antología didáctica, porque ya la hay", y cantará medio centenar de palos distintos, "los más tradicionales, que tienen que estar ahí, pero que no estén muy escuchados".

Para ello trabaja en rescatar alguno que esté "escondido" y apenas conocido, y subrayó que ahora está "muy metido con Manuel Vallejo, Pastora Pavón o Manuel Torre", y les ha escuchado alegrías o seguiriyas de las que "hoy en día no lo hacemos ningún cantaor".