Miércoles, 1 de Octubre de 2008

La Junta de Castilla-La Mancha apoya la "adaptación" de Ciudadanía anunciada por los obispos

No encuentra inconveniente en que los centros religiosos amolden la asignatura a su "carácter propio" 

EFE ·01/10/2008 - 12:58h

La portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha, Isabel Rodríguez, ha dicho hoy que si lo que el cardenal primado, Antonio Cañizares, pretende hacer con Educación para la Ciudadanía es que en los centros religiosos se adapte la asignatura a su "carácter propio", como prevén las normas del Ministerio de Educación, el Ejecutivo regional está "totalmente de acuerdo".

Rodríguez respondía hoy así, a preguntas de los periodistas, sobre la carta que ha enviado Cañizares a colegios de la Diócesis de Toledo en la que afirma que en estos centros "no podemos ni debemos impartir a nuestros alumnos" la asignatura de Educación para la Ciudadanía "tal y como está configurada en los reales decretos".

Obligado cumplimiento 

Isabel Rodríguez, que ha recordado que "las leyes son de obligado cumplimiento para todos", incluida la Ley Orgánica de Educación (LOE) que contempla esa asignatura, ha señalado que lo que "quizás quiera decir el arzobispo, y así lo prevén las normas del Ministerio de Educación, es que los centros con carácter privado o concertado pueden adaptar las asignaturas al carácter propio de estas instituciones", siempre respetando la Constitución y las leyes.

"Las leyes son de obligado cumplimiento para todos"

Ha dicho que "eso se prevé no sólo para Educación para la Ciudadanía, sino para cualquier otra asignatura, para las matemáticas, para la lengua o para el medio ambiente".

Por eso ha dicho que si lo que se pretende es adaptar Educación para la Ciudadanía "a las previsiones legales", el Gobierno regional está "totalmente de acuerdo".

Mecanismos de inspección 

Preguntada por cómo va a vigilar la Administración regional que la asignatura se imparta de acuerdo a esas "previsiones legales", la portavoz del Ejecutivo autonómico ha contestado que "con todos los mecanismos de inspección que tiene a su disposición el Gobierno".

Ha añadido que el Gobierno de Castilla-La Mancha "pretende todo menos hacer polémica de esta asignatura" y ha manifestado el respeto "absoluto a la ley" por parte del Ejecutivo, que ha dicho aguardará a que se pronuncien los tribunales con respecto a las objeciones de conciencia que se han presentado por parte de familias de alumnos que quieren evitar así que cursen Educación para la Ciudadanía, asignatura que es de carácter obligatorio.

Rodríguez ha expresado, no obstante, el apoyo del Gobierno regional a Educación para la Ciudadanía y ha agregado que "no sabemos dónde está el problema de la asignatura".

Además ha expresado el compromiso del Gobierno regional para que que Educación para la Ciudadanía se imparta "en nuestros colegios con total normalidad, como se está haciendo".