Archivo de Público
Viernes, 9 de Noviembre de 2007

Musharraf pone a Bhutto bajo arresto domiciliario para evitar una marcha de la oposición

EFE ·09/11/2007 - 07:25h

EFE - La ex primera ministra y presidenta del Partido Popular de Pakistán (PPP), Benazir Bhutto, ha sido puesta bajo arresto domiciliario en Islamabad, Pakistán, hoy, viernes 09 de noviembre.

El régimen de Pervez Musharraf ha puesto hoy bajo arresto domiciliario a la ex primera ministra paquistaní Benazir Bhutto para evitar una protesta convocada contra el general, que las fuerzas de seguridad han reprimido.

La líder opositora ha intentado salir de su residencia en Islamabad por la puerta trasera para acudir a la protesta, que ella misma había convocado, algo que han impedido los 200 agentes que acordonan la casa, según el canal privado "Dawn".

"No tengo miedo a la muerte", ha asegurado Bhutto, en declaraciones recogidas por la cadena Geo TV.

Musharraf ha puesto todo su empeño para que la marcha contra él no se celebre y ha desplegado a 6.000 agentes en la ciudad de Rawalpindi -vecina de Islamabad- para evitar la manifestación de las fuerzas opositoras.

Allí, las fuerzas de seguridad han lanzado gas lacrimógeno contra los manifestantes del Partido Popular de Pakistán (PPP) de Bhutto para abortar la protesta.

"Bajo ninguna circunstancia la marcha será permitida. La Ley actuará contra todo aquel que la desafíe", había avisado Saud Aziz, jefe policial de Rawalpindi.

Aunque en un principio el Gobierno paquistaní aseguró estar velando por la "seguridad" de la líder del PPP, finalmente un magistrado ha entregado la orden de detención contra Bhutto cuando ésta intentaba salir de su casa, según una fuente oficial citada por "Dawn".

Bhutto ha sido puesta bajo arresto "por un periodo indeterminado", aseguró la misma fuente.

"No quiero una situación como la de Irak para Pakistán", dijo a la prensa la ex primera ministra, quien denunció cargas policiales contra miembros del PPP también en otras regiones de Pakistán.

La líder opositora exhortó a sus seguidores a acudir a la manifestación y señaló que ella también está "intentando salir" de su casa para desplazarse a Rawalpindi.

"El Gobierno está diciendo que no puedo salir de casa porque algunos terroristas suicidas han llegado a Islamabad. Pero si saben que estos terroristas están en Islamabad, ¿por qué no han sido arrestados?", se preguntó Bhutto.

El titular paquistaní de Ferrocarriles, Sheikh Rashid Ahmad, explicó que la líder del PPP ha sido puesta bajo "custodia" en vista de las "amenazas terroristas" que existían contra la marcha de hoy.

Sin embargo, el PPP se queja del trato vejatorio contra su líder y calcula que más de 5.000 militantes han sido arrestados por las autoridades paquistaníes en los últimos días.

"Es una acción represiva contra nuestro partido", aseveró un abogado del partido, Raja Javed Ashraf.

Además, al menos cuatro personas murieron hoy, entre ellos tres agentes, y cinco resultaron heridas en una explosión frente a la residencia del ministro paquistaní de Asuntos Políticos, Amir Muqam, que salió ileso del ataque.

La bomba estalló en la localidad de Peshawar, capital de la conflictiva Provincia del Noroeste de Pakistán.

Según Geo TV, un suicida intentó entrar en la residencia del ministro y el personal de seguridad le detuvo, momento en el que se mató con una granada.

Musharraf se amparó en ataques terroristas como éste para declarar el pasado sábado el estado de excepción.

El general acusó al Tribunal Supremo de estar poniendo trabas en su lucha antiterrorista.

Ante la presión internacional, especialmente de Estados Unidos, el general aseguró ayer, que se celebrarán elecciones a más tardar el 15 de febrero y que abandonará la jefatura del Ejército cuando jure su próximo mandato presidencial.