Archivo de Público
Jueves, 8 de Noviembre de 2007

La Generalitat castigará al centro reacio a Ciudadanía

El colegio Abat Oliba podría perder la autorización para impartir Secundaria.

PÚBLICO.ES ·08/11/2007 - 19:18h

La asignatura de Educación para la Ciudadanía es obligatoria y ante ella no cabe objeción ni alternativa. Con este argumento como telón de fondo, el Departament d'Educació de la Generalitat de Catalunya estudia sanciones contra el colegio concertado barcelonés Loreto-Abat Oliba, en el que 43 alumnos de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) no asisten a las clases de la polémica asignatura.

Según informaron ayer fuentes de Educació a Público, sus servicios jurídicos están preparando una carta, que remitirán al colegio, en la que se les informa de las consecuencias que puede tener el hecho de que permita que un grupo de alumnos no asista a clase de la asignatura. "En la misiva se explica a los responsables que el hecho de no cumplir la normativa puede dar pie a que la ESO no pueda impartirse en el centro o a que ésta no tenga un reconocimiento oficial".

En el mismo departamento explican que tienen perfecta constancia de que los 43 alumnos, cuyas familias objetaron en contra de la asignatura, dedican las horas de ésta a estudiar "una materia que se ha inventado el propio centro".

"Sin noticia"

Consultadas por este diario, fuentes de la dirección del centro educativo señalaron ayer desconocer la existencia de la mencionada carta. "Sólo conocemos una carta, que nos llegó el 2 de octubre y en la que, de modo ambiguo, nos instan a cumplir los artículos de la Ley Orgánica de Educación (LOE) y los decretos catalanes. También opinan que no existe una confrontación entre la asignatura y los artículos de la Constitución sobre la libertad religiosa", añaden.

En el Loreto-Abat Oliba aseguran que ya han presentado un recurso de alzado (vía administrativa) contra la primera carta. El recurso solicita a las autoridades educativas catalanas que les dé una solución para esos 43 niños que no asisten a clase de Ciudadanía. De momento, ellos reciben formación de "Educación para la Vida Social y Política", una asignatura "no oficial, una especie de Ciudadanía, que no entra en conciencia ni moral", dicen.