Archivo de Público
Martes, 29 de Julio de 2008

El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana suspende en parte la orden que permite aprobar EpC con un trabajo

EFE ·29/07/2008 - 15:42h

EFE - El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana ha suspendido los artículos de la orden del Consell que desarrolla la asignatura de Educación para la Ciudadanía que permitía al alumno optar por realizar un trabajo para aprobar esta materia.

El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) ha emitido dos autos en los que suspende cautelarmente los artículos de la orden de la Generalitat que regula la enseñanza de Educación para la Ciudadanía, que permiten al alumno optar por realizar un trabajo para aprobar esta materia.

Los autos dictados por la sección segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJCV responden de esta manera a los recursos presentados por el Ministerio de Educación y por el sindicato CCOO-PV, que pedían la suspensión de la citada orden.

En ambas resoluciones, hechas públicas hoy, el TSJCV reconoce la competencia de la Conselleria de Educación para autorizar que una asignatura se imparta en inglés, pero manifiesta que en este caso no es posible que se puedan evaluar específicamente los conocimientos de inglés de los alumnos.

Respecto a la opción B, que permite aprobar la asignatura con la realización de un trabajo, el tribunal afirma que a través de esta modalidad el alumno "sólo recibe el contenido" del tema que elige y no de toda la materia, por lo que "no se alcanzan los objetivos del currículo tal y como exige la legislación básica".

El TSJCV considera que la aplicación de esta opción pedagógica "causaría daños de imposible o difícil reparación en los alumnos que la eligieran, pues no habrían cursado la asignatura, sino los temas previamente elegidos por los padres y tutores" y por ello, cree necesario suspender esta opción.

Por otra parte, reconoce que la Comunitat tiene competencias para establecer que "una materia curricular se imparta en inglés", pero dice que "no es posible la doble evaluación de la materia", por lo que rechaza que en la calificación de la asignatura se tenga en cuenta "el grado de adquisición de competencias básicas en lengua inglesa".

La Conselleria de Educación ha calificado "muy positivamente" el auto, pues reconoce la competencia de la Generalitat para regular el idioma de esta materia, mientras que sobre la suspensión cautelar de otros aspectos afirma que los servicios jurídicos están estudiando la pertinencia de un posible recurso.

En un comunicado, el conseller de Educación, Alejandro Font de Mora, ha asegurado que "la orden que regula y posibilita que el curso que viene EpC se imparta en inglés en todos los centros públicos de la Comunitat está plenamente en vigor y no ha sido en absoluto cuestionada".

Por su parte, la secretaria de Estado de Educación, Eva Almunia, ha opinado que la Generalitat valenciana "debe volver al orden" y que la Comunitat Valenciana debe abordar la materia como las comunidades que ya la han puesto en marcha, es decir para que tenga "sentido".

"Sin lugar a dudas -ha asegurado Almunia a EFE- el auto reconoce lo que nosotros siempre habíamos dicho, que no puede haber medidas especiales para los que quieran objetar", pues sería "encubrirlos" y "amparar de alguna manera la objeción de conciencia" con la posibilidad de realizar un trabajo.

El delegado del Gobierno en la Comunitat, Ricardo Peralta, ha instado al Consell a pensar "prioritariamente" en el interés de los alumnos y ha resaltado que "en la medida en que se actúe con respeto a la ley, no hay obstáculo" para que la asignatura sea impartida en lengua inglesa.