Archivo de Público
Domingo, 27 de Julio de 2008

El jefe del "comando Vizcaya" ordenó vigilar al diputado popular Ramón Rabanera

EFE ·27/07/2008 - 11:13h

EFE - Agentes de la Guardia Civil, algunos encapuchados y armados, durante un registro en una vivienda de Burgos.

El jefe del 'comando Vizcaya' de ETA, Arkaitz Goikoetxea, detenido el pasado martes en Bilbao por la Guardia Civil, ordenó al también arrestado Íñigo Gutiérrez "realizar informaciones" sobre el ex diputado general de Álava Ramón Rabanera, del Partido Popular.

Así se desprende del auto del juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón que ha enviado hoy a prisión a siete presuntos miembros y colaboradores del 'comando Vizcaya' de los nueve detenidos en la operación contra este grupo.

No es la primera vez que ETA se fija en este político alavés para perpetrar sus objetivos terroristas.

En el año 2000, el grupo "Iturren" preparó un coche-bomba para hacerlo explosionar al paso del entonces diputado general de Álava, Ramón Rabanera.

Sin embargo, un fallo en el circuito eléctrico trastocó los planes de los terroristas.

Gutiérrez también recibió el encargo de estudiar, como posible objetivo, el cuartel de la Guardia Civil de Burgos, el Museo Militar de esta ciudad y empresas vinculadas al Tren de Alta Velocidad.

Por su parte, otro miembro del comando, Aitor Cotano, llevó a cabo diversos informes sobre las casas del Pueblo del PSE-EE en las localidades vizcaínas de Sopelana y Leioa, así como de la sede del Partido Popular en Getxo.

Cotano también recopiló información sobre las comisarías de la Ertzaintza de Bermeo, Plentzia y Saturtzi.