Archivo de Público
Miércoles, 23 de Julio de 2008

El Estado comprará suelo por 300 millones para VPO

Empezará a aceptar ofertas de propietarios de terrenos en octubre a través de SEPES

ANA REQUENA ·23/07/2008 - 10:48h

 

La ministra de Vivienda, Beatriz Corredor, ha anunciado que el Gobierno invertirá 300 millones de euros en la compra de suelo privado para la construcción de viviendas de protección oficial (VPO) en los próximos cuatro años. La empresa pública de suelo SEPES será la encargada de llevar a cabo el proyecto.

La inversión inicial de 300 millones podría ampliarse "si la oferta es abundante". En octubre comenzará el periodo de presentación de ofertas, que durará tres meses. Una vez concluido, SEPES se reserva el derecho a compra durante seis meses, en los que valorará las ofertas y realizará los estudios económicos pertinentes. Los criterios de evaluación de los suelos serán consensuados con las comunidades autonómas y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP).

La ministra defendió esta medida porque "el suelo público no es  suficiente" y subrayó que se llevará a cabo "en igualdad de condiciones" y con total "transparencia". Esta medida se enmarca en el Nuevo Plan Estatal de Vivienda 2009-2012 ,que se coordinacon las comunidades autonómas.

Las líneas principales de este plan son el impulso de las VPO, el fomento del alquiler y la rehabilitación. Corredor recordó, durante su intervención en el Foro Cinco Días, que el objetivo del Gobierno es llegar al millón y medio de VPO en los próximos diez años, el 40% de ellas en alquiler.

Más alquiler

La regulación de la figura del alquiler con opción a compra, que ya han puesto en marcha algunas comunidades, es una de las principales medidas con las que el Gobierno quiere fomentar el alquiler. La ministra de Vivienda afirmó que esta figura "es una modalidad de compra diferida adecuada a la presente coyuntura económica".

Además, el Gobierno impulsará la construcción de un parque público de viviendas en alquiler, de acuerdo "con las prioridades de los municipios", en el que se reservarán alojamientos específicos para algunos colectivos como universitarios, jóvenes, mujeres víctimas de violencia de género o personal investigador.

La reforma de las leyes de Enjuiciamiento Civil y Arrendamientos Urbano es otra de las propuestas del Ministerio de Vivienda. La principal novedad es que los propietarios podrán recuperar su vivienda cuando la necesiten para sus ascendientes (padres), lo que ya ocurre ahora si se necesita para uso propio o de los descendientes (hijos). Con esta reforma se pretende agilizar los procesos de desahucio y fortalecer las garantías a los propietarios de los inmuebles.

El sector inmobiliario está en una profunda crisis

La ministra también se ha referido a la crisis del sector inmobiliaria afirmando que los promotores tardarán unos tres años en absorber las cerca de 800.000 viviendas que acumularán en su 'stock' al final de este año por el frenazo de la compraventa de viviendas, siempre que se mantenga un "ritmo normal" de demanda, según ha afirmado la ministra de Vivienda.

Según precisó Corredor, la existencia de este 'stock' es el resultado de un crecimiento "insostenible" de la actividad constructora durante los últimos años.

A la espera de que esto ocurra, la ministra de Vivienda afirmó "sin paliativos" que el sector se enfrenta a una "crisis profunda" que "ya afecta de lleno a los ciudadanos", por cuanto tienen cada vez más dificultades para acceder a los créditos o, en el caso de "demasiadas familias", tienen "serios problemas" para pagar sus hipotecas, infladas por las subidas de tipos.

En este punto, la ministra de Vivienda también indicó que la crisis del sector afecta "de forma especial" a las empresas inmobiliarias "fuertemente apalancadas". Así, puso como ejemplo a Martinsa-Fadesa y su concurso de acreedores, del que dijo que "no es una buena noticia para el Gobierno".

En este contexto, Corredor estimó que la situación requiere de "reformas inaplazables", especialmente dirigidas al fomento de la rehabilitación y del alquiler, para dotar al mercado de una estructura "sólida" de cara al futuro.

Noticias Relacionadas