Archivo de Público
Jueves, 17 de Julio de 2008

El Tribunal Constitucional suspende el proyecto de consulta de Ibarretxe

Admite a trámite los recursos presentados por el Gobierno y el PP. Deberá ratificar o levantar la suspensión en un plazo no superior a cinco meses

PÚBLICO.ES / EFE ·17/07/2008 - 11:59h

El lehendakari Juan José Ibarretxe, en el Parlamento Vasco. REUTERS

El Tribunal Constitucional (TC) ha admitido a trámite los recursos del Gobierno y el PP en contra la Ley vasca que convoca una consulta popular el 25 de octubre. De esta forma deja en suspenso la norma, lo que hace que la iniciativa convocada por el lehendakari, Juan José Ibarretxe, no pueda celebrarse en la fecha prevista.

En la impugnación del Gobierno, admitida hoy por el Constitucional, se invoca expresamente el artículo 161.2 de la Constitución, que prevé la suspensión inmediata de la norma recurrida, pero establece que el Tribunal, en su caso, deberá ratificar esa suspensión o levantarla en un plazo no superior a cinco meses.

Una vez transcurrido ese tiempo, el TC podría decidir mantener o levantar la suspensión de la ley, pero el Alto Tribunal no tiene plazos para resolver sobre el fondo del asunto, aunque también ha decidido habilitar el mes de agosto para no demorar la decisión, como habían solicitado los recurrentes.

"Un paso más, con la ley en la mano"

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha considerado que hoy se ha dado "un paso más para impedir, con la ley en la mano", que se celebre el referéndum "ilegal" propugnado por el lehendakari, Juan José Ibarretxe, y ha garantizado que la consulta no tendrá lugar.

En rueda de prensa en la Moncloa, De la Vega ha asegurado que el Gobierno está "muy satisfecho" por la decisión del Tribunal Constitucional de suspender cautelarmente la consulta popular que quiere convocar Ibarretxe, referéndum que, ha recordado, enfrenta y divide a los ciudadanos vascos.

"El señor Ibarretxe esta cometiendo el error de dividir a los vascos, de enfrentar a unos ciudadanos con otros, de desafiar las normas que nos hemos dado para la convivencia en paz y armonía, y de alentar entre los vascos un falso victimismo", ha recalcado.