Archivo de Público
Martes, 15 de Julio de 2008

Rajoy asegura que la "tormenta" en el PP "ya ha pasado"

El sector crítico le sigue reprochando su falta de liderazgo y "lo mal que va apagando fuegos" 

MARÍA JESÚS GÜEMES ·15/07/2008 - 11:21h

EFE - El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy.

Ha llegado la hora de hacer balance. Este martes, durante una entrevista en Punto Radio, Mariano Rajoy echaba la vista atrás, hacia los últimos y complicados meses que ha tenido que afrontar desde su derrota electoral. El líder conservador defendía que su partido había salido “fortalecido y abierto” del Congreso Nacional. “Ha pasado la tormenta”, señalaba .No todos lo comparten. Preguntado sobre si hay un “nuevo Rajoy”, respondió que él es “el de siempre, el de Pontevedra” y que se siente “muy a gusto” con lo que ha hecho porque era “lo que tenía que hacer”. “Estoy muy contento, y luego Dios proveerá. Creo que hay mucha gente que lo ha entendido”, comentó.

Pero la providencia divina lejos de cicatrizar heridas, las mantiene sangrantes. Ahora en el PP hay un sector crítico latente que al mínimo fallo hará que salten chispas. Para muchos, en el partido las cosas no se han resuelto bien en los congresos del País Vasco y Catalunya. No comprenden la actuación de la dirección nacional. “Rajoy está apagando fuegos de mala manera. Así no se zanjan los problemas, sólo se posponen”, cuenta un diputado. Como él más de uno piensa que su liderazgo tampoco es que haya salido “ni más ni menos reforzado” del cónclave.

Sus detractores creen que su mayor dificultad no serán las citas electorales, que también, sino el reto de ganarse a la sociedad española. Aunque sus índices de popularidad han mejorado, Rajoy ve como Alberto Ruiz-Gallardón siempre es el más valorado. Él le resta valor a estas encuestas explicando que es lo normal porque el rostro de la oposición siempre granjea más antipatías. Sin embargo, dentro de su partido opinan que, “si no ha cuajado como referente político en circunstancias cambiantes, es difícil que ahora lo logre”. “Cuando se juega a derribar una mayoría tienes que tener mucho tirón, ser popular, atractivo...”, explica una de las personas que no ha sido integrada en la nueva dirección.

Estrategia

En el partido creen que en estos momentos se requieren tres cosas fundamentales: tener un discurso político atractivo y convincente, identificar los problemas y proponer soluciones y trasladar a los ciudadanos que Rajoy va a ser la persona capaz de gestionar y resolverles la vida. Para el sector crítico es en este último apartado donde más falla. Pero reconoce que la legislatura no ha hecho más que comenzar.

Rajoy ha comenzado por tratar de mejorar su imagen rodeándose de mujeres. “Es arriolismo puro y duro”, dicen fuentes del PP, señalando al sociólogo Pedro Arriola. La derecha siempre ha obtenido mejor voto entre los hombres que entre las mujeres y él quiere solventar esto cuanto antes. “Ahora sólo falta saber hacia dónde va”, remarcan, clavándole
un último puñal.