Archivo de Público
Viernes, 11 de Julio de 2008

El PP busca la unidad tras su mayor crisis, originada por la salida de San Gil

EFE ·11/07/2008 - 07:12h

EFE - El presidente del PP de Vizcaia, Antonio Basagoiti.

El PP vasco celebra hoy y mañana en Bilbao su XII Congreso con el objetivo de aunar a un partido que ha vivido en los últimos meses su mayor crisis interna tras la decisión de la todavía presidenta, María San Gil, de abandonar su cargo en discrepancia con la línea política adoptada por el PP.

El Palacio Euskalduna acogerá el cónclave en el que está previsto que el actual presidente del PP de Vizcaya y candidato de "consenso", Antonio Basagoiti, sea proclamado nuevo presidente de los populares vascos con la tarea de lograr un partido "más fuerte, más unido y con mayor ilusión".

Basagoiti, que cuenta con el aval del presidente del PP, Mariano Rajoy, y el apoyo del 80% de los 400 compromisarios que acudirán a este Congreso, ha "garantizado" que integrará en la dirección también a quienes dudan de la nueva línea política del partido, ya que considera que en el País Vasco, a diferencia de en otras regiones, el PP no se puede permitir "el lujo" de prescindir de ninguno de sus militantes.

Además representantes del sector más afín a San Gil, como la guipuzcoana Regina Otaola, quien incluso se mostró dispuesta a abandonar si su presidenta confirmaba su salida del partido, se han mostrado favorables al mensaje de unidad lanzado por Basagoiti aunque a la expectativa del equipo de presente.

Sin embargo y a pesar del intento de las dirección del PP vasco de cerrar filas entorno a Basagoti, a unas horas del comienzo del Congreso se han producido las dimisiones de tres destacados miembros del PP de Guipúzcoa por discrepancias por la "deriva" que está llevando su partido y no está anunciada la presencia en el congreso ni de San Gil ni de Jaime Mayor Oreja.

La crisis en el seno de los populares vascos se desencadenó el pasado mayo con la decisión de San Gil de no firmar la ponencia política que se debatió en el pasado Congreso Nacional del PP en Valencia porque, según ella, tuvo que discutir durante su redacción "hasta el concepto de nación".

Según explicó San Gil más concretamente en una carta remitida a finales de junio a los afiliados vascos de su partido, su decisión de abandonar la vida política se ha debido a las discrepancias mantenidas con la dirección del partido sobre cómo debe enfrentarse a la "dispersión de la idea nacional que permite a los nacionalistas vascos seguir avanzando hacia la autodeterminación".

Además, apuntó que al igual que ella ha perdido la confianza en Mariano Rajoy siente que no tiene la confianza de los dirigentes vascos, que en su mayoría se abstuvieron cuando forzó el adelanto del congreso regional, que en principio estaba previsto celebrar después de las elecciones autonómicas.

El abandono de San Gil también ha tenido una fuerte incidencia en la formación a nivel nacional, ya que la todavía presidenta de los populares vascos ha sido siempre vista en su partido como un referente de firmeza y coherencia en la lucha contra el terrorismo.