Archivo de Público
Miércoles, 9 de Julio de 2008

Desbandada en el PP vasco por discrepancias con la nueva línea

Pedro Altuna y Maribel Melgosa, de Guipúzco, y Carmen Rubio, concejala en San Sebastián, salen del PP en honor a San Gil.

"Los que dimiten sólo quieren destruir"

Y.GONZÁLEZ/G.MALAINA ·09/07/2008 - 16:22h

Que exista un solo candidato a suceder a María San Gil al frente del PP vasco para el congreso que se celebrará este fin de semana en Bilbao no implica que las aguas estén calmadas. Todo lo contrario. Este martes comenzaron a producirse los primeros gestos que auguran una cita congresual agitada. Tres cargos del PP de Euskadi, concretamente de Guipúzcoa, feudo de San Gil, presentaron su dimisión por carta. Estas renuncias en cascada llegaban el día en el que se presentaba la ponencia política.

La encargada de dar el primer susto del día a los conservadores fue Carmen Rubio, concejal del PP en el Ayuntamiento de San Sebastián. Rubio difundió una carta en la que, tras alabar la decisión de María San Gil de "no venderse", comunicaba la renuncia a su puesto. A la concejal no le resulta fácil "formar parte de otro equipo", el que "ha triturado" a María San Gil. Carmen Rubio considera que la ponencia política fue sólo "la excusa" de una campaña contra la aún presidenta del partido.

También se refirió la Junta Directiva Regional del PP vasco del 19 de mayo en la que se votó el adelanto del congreso, y en la que 28 miembros votaron a favor y 32 se abstuvieron. "Los que le bailaban el agua y le aplaudían, todos a una, votaron en contra" de la propuesta de adelanto.

En el PP del Ayuntamiento de San Sebastián recuerdan que Rubio ya había mostrado su intención de dejar el cargo hace un mes, pero que había acordado con la dirección del partido no hacerlo público hasta septiembre. "No entendemos por qué ha dado este giro", explicaron.

A primera hora de la tarde, Pedro Altuna, responsable de Movilización del PP de Guipúzcoa, seguía los pasos de Rubio. Lo hacía con una nueva carta, también encabezada con un "Gracias María".

"Guiños a los nacionalistas"

Altuna justificó la dimisión de su cargo al entender que ni María San Gil, ni otros compañeros ni él mismo se han jugado la vida para "culminar esta andadura lanzando guiños" a los nacionalistas. Consideró "incalificable" que un sector del partido apueste por la "ignominia" de acercarse a los nacionalistas. "Somos y seguiremos siendo enormemente críticos con los responsables de la actual deriva a la que quieren conducir a nuestro partido", cierra la misiva.

"Hacer piña"

La tercera de las dimisiones llegó pasadas las 18.00 horas. Maribel Melgosa, miembro del Comité Ejecutivo de Guipúzcoa, se sumaba a sus compañeros al no querer "dejar sola a María San Gil". En su carta, como ocurre en las demás, no oculta su decepción: "Algunos también creímos que el Partido Popular vasco haría piña con ella -en alusión a San Gil- para defender con coherencia esos principios por los que tanto hemos sufrido en nuestra tierra". A su juicio, los dirigentes del PP han decidido asumir "como si tal cosa" un cambio de estrategia política.

El presidente del PP en Álava, Alfonso Alonso, se mostró convencido de que las tres dimisiones no son casuales: "Es evidente que algunos cuando hacen cosas como las que hemos visto hoy -por ayer-, lo que quieren es destruir y perjudicar".

En una comparecencia en Bilbao para anunciar la ponencia política del congreso, el también portavoz adjunto del PP en la Cámara Baja aseguró que quienes compartan el planteamiento de Altuna, Rubio y Melgosa van a tener "difícil" encontrar "cabida en el proyecto que estamos construyendo en el PP del País Vasco". "Hay dos caminos: donde está la inmensa mayoría de este partido y lo que quiere este partido mirando hacia el futuro, y aquéllos que lo que quieren es destruir, hacer daño (...) Cualquiera es muy libre de asumir sus propias decisiones, todo es muy respetable, pero nosotros seguimos hacia delante y esto no lo para nadie".
Alfonso Alonso invitó así a los miembros de su formación a "subirse al carro de Basagoiti", el candidato de consenso para relevar a San Gil. "No nos quedaremos con los que se quedan en el camino. Ahora nosotros queremos hacer otra cosa", aseguró.

La presidenta del PP de Guipúzcoa, María José Usandizaga, aseguró que son "pocos" los que se empeñan en destruir.