Archivo de Público
Martes, 8 de Julio de 2008

Una ley para dignificara las víctimas

Andalucía ha indemnizado hasta el momento a 2.765 represaliados

PÚBLICO.ES ·08/07/2008 - 08:00h

eloy alonso - Una mujer ante una fosa con la fotografía de sus familiares asesinados.

El Gobierno aprobó en diciembre de 2007 la Ley de Memoria Histórica, que “reconoce y amplía derechos y se establecen medidas a favor de quienes padecieron persecución o violencia durante la guerra civil y la dictadura”, según aparece en el primer párrafo del texto de la ley .

Y es que la ley reconoce a las víctimas del conflicto bélico de ambos bandos, así como de la dictadura franquista. También insta a las diferentes administraciones a la apertura de fosas comunes donde se hallan enterrados cadáveres de los sublevados durante la guerra, la retirada de los símbolos franquistas de las vías públicas, la ilegitimidad de los juicios franquistas, la ayuda económica a los represaliados y la obtención de la nacionalidad española a los hijos y nietos de los republicanos exiliados.

La Ley de Fosas

La Ley del Memorial Democrático, en Catalunya, se aprobó “como expresión de la pluralidad de memorias”. El desarrollo de su actividad se produce desde diferentes perspectivas: ideológicas, de consciencia, sociales, culturales, lingüísticas, nacionales, de género y de orientación sexual, entre otras. Por otro lado, la Ley de fosas, que es pionera en el Estado, tiene como objetivo principal reconocer la dignidad de las personas desaparecidas durante el franquísimo y hacer efectivo el derecho de los familiares a obtener información sobre el destino de los restos de sus parientes, además de la dignificación del lugar de enterramiento y, si es necesario, la recuperación de sus restos.

La Junta de Extremadura, por su parte, coordina el Proyecto para la Recuperación de la Memoria Histórica y utiliza un medio pionero en España en la prospección de fosas. La línea de investigación actual se centra en la localización, mediante tecnología de infrarrojos, del campo de concentración del municipio pacense de Castuera.

Técnica y memoria

En Andalucía, la recuperación de la memoria histórica recibió un impulso importante la legislatura pasada: se elaboró el mapa de fosas, con la localización de los entrenamientos de represaliados. Unos 40.000. Además, se financian los monumentos conmemorativos y la elaboración y edición de libros y otras publicaciones, la celebración de jornadas, seminarios u otras actividades divulgativas o de estudio. También se colabora con las asociaciones para la exhumación de fosas, siempre respetando la voluntad de los familiares.

Andalucía garantiza la aplicación de la ley hasta las últimas consecuencias, incluso expropiando para salvaguardar la memoria. La Junta de Andalucía ha indemnizado hasta el momento a 2.765 personas represaliadas.

Por otro lado, el Parlamento vasco aprobó la Ley de Memoria Histórica y da ayudas a las víctimas del franquismo.