Archivo de Público
Sábado, 3 de Noviembre de 2007

Jennifer López sigue sin confirmar su supuesto embarazo

EFE ·03/11/2007 - 18:59h

EFE - La cantante puertorriqueña Jennifer López se presentó este viernes, durante un concierto llevado a cabo en el Miami Airlines Arena, en Miami, EEUU.

Jennifer López y Marc Anthony abarrotaron el escenario del American Airlines Arena en Miami en un concierto de tres horas sin que se desvelase la gran incógnita del supuesto embarazo de la diva puertorriqueña.

Marc Anthony abrió el concierto de la noche del viernes con la canción "Aguanile" que provocó una ovación de pie por parte de las miles de personas que no dejaron de cantar el resto de los diez temas que interpretó.

Vestido con una camisa blanca y un vestido negro y un rosario, Anthony se acompañó de la orquesta de 14 músicos para demostrar sus habilidades vocales como en "Valió la pena".

Sorprendido ante el coro del público, el salsero se arrodilló y besó la tarima que provocó los gritos de los presentes que lo acompañaron a cantar "Hasta ayer".

Tras cantar "Tu amor me hace bien", "Mi gente" y "I let you know", apareció en el escenario Jennifer López cantando "Do it well" y "Jennifer from the block" ante la mirada de muchos que se acercaron a la tarima para tomarle fotos.

Vestida con un ligero conjunto turquesa, Jennifer López se movió toda la noche con desparpajo sin que hubiese ninguna referencia a los rumores de su embarazo, que habían cobrado fuerza con las declaraciones esta semana de su diseñador italiano Roberto Cavalli.

Cavalli dijo a la edición digital de la revista estadounidense "People" que Jennifer López "precisa ropa especial, ya que está embarazada".

Los trajes diseñados por Cavalli para la gira son amplios y de corte imperial entre los que se destaca uno corto dorado donde se puede apreciar lo que ya parece es un secreto a voces.

De estar embarazada, sería el primer hijo del matrimonio y el cuarto hijo de Anthony quien ya tiene dos con la ex Miss Universo Dayanara Torres y a su hija Arianna fruto de la relación que mantuvo con Debbie Rosado.

López no dejó de bailar sus enérgicas coreografías junto a sus cuatro bailarines y aseguró que estaba "muy excitada pues este es mi primer tour en vivo".

A sus interpretaciones añadió fuegos artificiales y torres de fuego que en casos de su éxito "Waiting for to night" se acompañó de imágenes de cuando estaba flaca y usaba ropa ceñida.

López aprovechó el concierto para promocionar su primer disco en español "Como ama una mujer" y "Brave". El corte en rumba y salsa con tecno "Let's get loud" fue su última interpretación solitaria y bailada.

Tras una pausa apareció la pareja para cantar dos temas y agarrados de manos agradecieron al público de Miami que se quedaron esperando más interpretaciones a dúo.