Archivo de Público
Sábado, 5 de Julio de 2008

Ingrid Betancourt sale del hospital tras un chequeo satisfactorio

EFE ·05/07/2008 - 11:27h

EFE - Ingrid Betancourt se muestra conmovida ayer frente a la Alcaldía de París.

Ingrid Betancourt abandonó hoy el hospital militar de Val-de-Grâce de París, donde fue sometida durante siete horas a un chequeo médico cuyos resultados son "satisfactorios" según su familia.

Los resultados son "satisfactorios", pero los médicos le han recomendado mucho reposo a causa de la fatiga y se le harán más pruebas aunque no son alarmantes, informó su hermana Astrid, según la cadena de televisión LCI.

La colombo-francesa, de 46 años, que vestía un pantalón blanco y una rebeca gris, salió del edificio cogida de la mano de su hermana.

Betancourt, que pasó casi seis años y medio cautiva de la guerrilla de las FARC, fue sometida a una serie de exámenes para determinar si sufre hepatitis B u otra enfermedad contraída debido a las condiciones insalubres en las que vivió durante su cautiverio.

Desde que fue liberada junto a otros 14 rehenes el pasado miércoles en una operación de las fuerzas armadas colombianas, Betancourt ha dado múltiples ruedas de prensa y realizado un largo viaje de 11 horas a París para agradecer a la "dulce Francia" todo el apoyo recibido durante estos años.

Cuando bajó las escalerillas del avión de la república francesa que la trajo a París aparecía radiante y en plena forma, una imagen muy distinta de la mujer derrotada y enferma que se vio en un vídeo tomado a finales del año pasado por sus secuestradores para demostrar que estaba viva.

Betancourt relató a la prensa el calvario vivido durante su cautiverio y afirmó que recibió un trato que no se daría "a un animal ni a una planta".

Ante miembros de los comités de apoyo que en Francia se movilizaron para lograr su liberación, explicó que cada año recorrió a pie unos 300 kilómetros en la jungla, con un sombrero para evitar que le cayeran todo tipo de bichos en la cabeza.