Archivo de Público
Miércoles, 2 de Julio de 2008

Sánchez Camacho pide a Nebrera que se incorpore a su candidatura

La candidata de Génova a presidir el PP catalán se ha deshecho en elogios a Rajoy y trabaja para el consenso que se le presupone intentando que la única voz discordante colabore con ella

AGENCIAS ·02/07/2008 - 19:18h

 La candidata a liderar el PPC Alicia Sánchez-Camacho ha agradecido hoy al presidente del PP, Mariano Rajoy, "la confianza" depositada en ella y la "generosidad" de Daniel Sirera y de Alberto Fernández Díaz por renunciar a sus candidaturas, y ha destacado que el PPC ha sido "libre" al elegirla.

En rueda de prensa, Sánchez-Camacho se ha deshecho en elogios hacia Sirera y Fernández Díaz, ha negado cualquier "imposición" por parte de la dirección del PPC y ha tendido la mano a la diputada del PPC Montserrat Nebrera para que se incorpore a la candidatura que ella encabece.

"Agradezco la confianza de Rajoy muy sinceramente. No esperaba tener esta responsabilidad, pero es un reto muy ilusionante", ha asegurado la diputada, acompañada en su comparecencia por Daniel Sirera y Alberto Fernández Díaz, en un intento de dar una imagen de unidad en el seno del PPC tras meses de discrepancias internas.

Elección democrática 

Durante la rueda de prensa de presentación del acuerdo por el cual Sánchez-Camacho será candidata en el congreso del 5 y 6 de julio, la senadora, que se perfila como futura presidenta del PPC, ha tenido que negar una y otra vez que el PP la haya impuesto como futura líder del PPC, y ha dicho que la lista unitaria era la "mejor" solución. La senadora afirmó que su elección al frente del PPC ha sido "democrática", puesto que tanto Daniel Sirera como Alberto Fernández han renunciado a sus candidaturas "libremente", y desde la convicción de que "la lista de integración es lo que quieren la mayoría de compromisarios del PPC".

Ha añadido que la presidencia del PPC es un "gran reto profesional y político" para ella y ha agradecido la "confianza" de Rajoy, que ha dicho que quería una "lista de consenso".

Preguntada por si aspira a ser la candidata del PPC a la presidencia de la Generalitat, Sánchez-Camacho ha comentado que "todo en la vida tiene sus momentos y la política marca sus propios tiempos", por lo que "no se ha de avanzar lo que ahora no corresponde y en su momento ya decidiré junto al PPC".

Tiende la mano

En cuanto a Nebrera, que hoy ha anunciado que mantiene viva su candidatura a presidir el PPC, la ha emplazado a "formar parte" de su candidatura para que así pueda representar "a todo el mundo" en el futuro.

Ha añadido que la opción de Nebrera es "legítima", y la ha puesto como prueba de que "a ninguno de los candidatos se les han impuesto nada" por parte de la dirección nacional del PP. Aún así, preguntada por quién propuso su nombre para presidir el PPC, ha evitado responder a ello y ha dicho que el autor de la propuesta "no era lo importante".

Por su parte, el presidente del grupo parlamentario del PPC en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández Díaz, ha asegurado que desde el principio pretendió una candidatura "de integración", y ha destacado que el nombre de Sánchez-Camacho para presidir el PPC es fruto de un "acuerdo catalán", al tiempo que ha destacado su "responsabilidad" y la de Sirera en el proceso.

En cuanto a Sánchez-Camacho, ha insistido en que la vicesecretaria de organización del PP, Ana Mato, se desplazó ayer a Barcelona simplemente a "ayudar" al PPC a encontrar la "mejor" solución a sus problemas internos, pero no a imponer nada.