Archivo de Público
Martes, 1 de Julio de 2008

La CMT espera que el móvil baje más del 6% en 2008

El presidente del organismo regulador se opone a la rebaja que quiere impulsar Bruselas de los mensajes cortos cuando se está en el extranjero

ANA TUDELA ·01/07/2008 - 23:02h

Bajar precios, compensa. Al menos en telefonía móvil, que no hace sino bajar cada año lo que cobra de media por minuto (un 6% menos en 2007), y cada vez ingresa más (un 11,5% más en el negocio minorista hasta alcanzar 14.770 millones de euros). El motivo es el crecimiento imparable en número de líneas (alcanzan ya 107,1 por cada cien habitantes, es decir, un total de 48,4 millones de líneas) y una realidad palpable en calles, autobuses y hasta en el cine: el ciudadano no para de hablar (el tráfico de voz creció en 2007 un 17,4%). Además, hay que sumar el fenómeno de las ofertas basadas en el pago fijo de una cantidad y el aumento del negocio de los datos en el móvil.

La tendencia de reducción de precios se mantendrá. Al menos así lo espera el presidente de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT), Reinaldo Rodríguez, que presentó ayer en Madrid la Memoria de 2007 del organismo que preside. Rodríguez cree "factible que en 2008 los precios del móvil sigan bajando lo mismo que en 2007 o más".

La rebaja del pasado ejercicio se debió, recordó el presidente de la CMT, a "las estrategias low cost que están planteando los operadores entrantes", con Yoigo a la cabeza, que ya han logrado arrancar un 2% de cuota de mercado a los tradicionales. A ello se sumó la rebaja de los precios de las llamadas cuando se está en el extranjero, cuya rebaja forzó la Comisión Europea en el pasado ejercicio.

Sobre la intención expresada por Bruselas de hacer otro tanto con los mensajes cortos (SMS) y el tráfico de datos cuando se está en el extranjero, Rodríguez considera que estos servicios "no están aún lo suficientemente asentados para intervenir los precios".

4,6% más ingresos; 4,2% menos empleo 

El sector de las telecomunicaciones ingresó en España 44.214 millones de euros en 2007, un 4,6% más que en 2006. La mayoría de la facturación la aportó el negocio de telefonía móvil, aunque la memoria de la CMT recoge un “aumento significativo de los ingresos por servicios audiovisuales”, que se situaron en 5.768 millones (7,9% más), “impulsados sobre todo por la publicidad en televisión”.

A cierre de 2007, el sector de las telecomunicaciones empleaba a 85.018 personas, un 4,2% menos que doce meses antes. El principal motivo hay que buscarlo también en el sector audiovisual y en concreto en el expediente de regulación de empleo de RTVE, con una reducción de plantilla de 3.426 puestos. Telefónica, que cerró el pasado ejercicio su plan trianual de 15.000 prejubilaciones, aportó 2.500 bajas al empleo total del sector. También se redujo, aunque en menor medida, la plantilla de Ono.