Sábado, 3 de Noviembre de 2007

El Banco Mundial pide a África reformas para reducir la pobreza

Ha recomendado al África subsahariana flexibilizar las normas que actualmente obstaculizan la creación de empresas, para poder emular la explosión económica que experimentó Asia y reducir la extendida pobreza

Reuters ·03/11/2007 - 10:50h

Michael Klein, economista jefe de la Corporación Financiera Internacional, el brazo del Banco Mundial para el sector privado, dijo que si bien África se encuentra en el fondo en términos de desarrollo, hay señales que muestran que está teniendo lugar un cambio para mejor.

"Existe una clara tendencia alcista. Posiblemente (la región) puede experimentar una explosión como los países del este de Asia si se mantiene el ritmo de las reformas", dijo en una entrevista con un grupo de periodistas.

"África tiene un largo camino por recorrer y caminando paso a paso cuenta con una oportunidad no sólo de mantener el nivel de crecimiento económico, sino de llevarlo más lejos", agregó.

Klein dijo que el ambiente para las pequeñas empresas en África todavía es considerado hostil, lo que le hace difícil a las compañías operar de forma eficiente.

Pero ha habido casos exitosos en Kenia y Ghana. Ambos países han entrado en la lista de las 10 naciones que lideraron un ránking en cuanto a la aplicación de reformas, según el reciente informe "Haciendo Negocios 2008" del Banco Mundial.

El África subsahariana se mantiene como la región más pobre del mundo, afectada por los conflictos y la guerra civil, aunque tuvo lugar un progreso estable en la mayoría de los países y el crecimiento económico se está acelerando.

El crecimiento en la región ha superado al de América Latina en los últimos tres años, con una media de entre un 5 y 8 por ciento anual, mientras que en general la inflación se está desacelerando.

El Banco Mundial dijo que la viabilidad de generar empresas locales es el principal motor del crecimiento, que tiene capacidad de sacar a millones de personas de su estado de pobreza, y su informe mostró que el África subsahariana todavía posee las normas más complicadas.

Un sondeo independiente en el informe del Banco Mundial encontró que Singapur fue, por segundo año consecutivo, el país que posee mayores facilidades para iniciar y operar un negocio, seguido por Nueva Zelanda, Estados Unidos y Hong Kong.