Archivo de Público
Jueves, 19 de Junio de 2008

Detenidos todos los implicados en el secuestro económico más largo en España

EFE ·19/06/2008 - 12:54h

EFE - Imagen de archivo, tomada en Sevilla el 19-09-96, de Luis Miguel Rodriguez Pueyo, a su llegada a los juzgados sevillanos con gafas de articulos de broma, para recibir la notificación de su procesamiento en el "Caso Arny" de corrupción de menores. Luis Rodríguez Pueyo está detenido en la actualidad como uno de los implicados en el secuestro del empresario gaditano Rafael Avila, liberado la pasada madrugada del 18 de junio.

La Policía Nacional ha detenido a todos los implicados en el secuestro del empresario gaditano Rafael Ávila, liberado en la madrugada de ayer, considerado el de mayor duración de los investigados en España con móvil económico.

Según ha informado hoy la Dirección General de la Policía y la Guardia Civil, nueve personas han sido arrestadas en relación con este secuestro, dos de ellas en Almonte (Huelva), dos más en Sevilla, cuatro en Madrid y uno en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz).

Entre los detenidos se encuentran Raúl Brey, primo del presidente del PP, Mariano Rajoy, y Luis Rodríguez Pueyo, considerado el líder de la banda.

El pasado 2 de junio, Rafael Ávila se dirigía a recoger su vehículo al salir de su trabajo cuando fue asaltado por al menos tres personas. Una de ellas le agarró por la espalda y le obligó a introducirse en una furgoneta blanca sin ventanas.

Al día siguiente, los familiares del empresario comunicaron su desaparición en extrañas circunstancias e informaron de que habían recibido varias llamadas solicitando un rescate de 10 millones de euros, por lo que la Policía activó el protocolo nacional de secuestros.

Especialistas del Grupo de Secuestros y Extorsiones y un equipo de negociadores se hicieron cargo de las investigaciones.

Las primeras indagaciones resultaron especialmente difíciles para la Policía ya que los secuestradores dejaron de contactar con la familia e incluso se dudó de que la víctima siguiera viva.

Después de una semana, comenzaron de nuevo a recibir llamadas y otras muestras de que la víctima se encontraba bien.

La cantidad exigida por su liberación se fijó finalmente en dos millones de euros que debían ser entregados ayer, día 18.

Los agentes lograron determinar que las llamadas estaban siendo realizadas desde Madrid tras lo que averiguaron la identidad de la persona que las realizaba y de personas de su entorno, una de las cuales había mantenido reuniones profesionales con el secuestrado sobre la transmisión de unas fincas.

Durante el secuestro, este individuo se desplazó en varias ocasiones a la vivienda de la víctima para, supuestamente, interesarse por el empresario pero su intención era enterarse de qué pasos estaba dando la familia para entregar el rescate o la posible actuación policial.

La Policía determinó que el empresario podría encontrarse retenido en un chalet en las proximidades de Almonte (Huelva) por lo que, con el apoyo de efectivos del Grupo Especial de Operaciones (GEO) que liberaron a Rafael Ávila en la madrugada de ayer y detuvieron a dos de sus secuestradores.

Posteriormente, la Policía ha localizado y detenido al resto de los implicados en Sevilla, Madrid y Sanlúcar de Barrameda (Cádiz).

Entre los efectos intervenidos a los arrestados hay grilletes, candados y una cadena metálica, utilizados para sujetar al secuestrado a una pared; varios pasamontañas con visera, un sombrero, una peluca, rollos de cinta adhesiva, una pistola simulada de 9 milímetros marca Colt y varias cajas de cartuchos, así como numerosos frascos y cápsulas de medicamentos sedantes.