Archivo de Público
Miércoles, 18 de Junio de 2008

Löw no podrá dirigir a Alemania contra Portugal

El seleccionador germano fue expulsado por Mejuto González junto a su homólogo austriaco el pasado lunes

AGENCIAS ·18/06/2008 - 18:09h

EFE - El árbitro español Manuel Mejuto González (i) expulsa a los seleccionadores de Alemania, Joachim Loew (2d) y austria, Josef Hickersberger.

El entrenador de la selección alemana, Joachim Löw, no podrá dirigir a su equipo desde el banquillo, ni contactar a sus jugadores en el estadio de Basilea, en el encuentro que su equipo disputará mañana contra Portugal, de los cuartos de final de la Eurocopa, debido a la sanción que hoy le ha impuesto la UEFA.

El comité de Control y Disciplina de la UEFA han suspendido por un partido tanto a Löw como el seleccionador austríaco, Joseph Hickersberger, que fueron expulsados por el árbitro español Manuel Mejuto González en el partido contra Austria, el pasado lunes en Viena, aparentemente debido a sus protestas contra el cuarto colegiado.

La Comisión Disciplinaria de la UEFA confirmó así las disposiciones previstas en el reglamento para estos casos, y no hubo apelaciones dado que según las normas, sólo es posible recurrir la medida a partir de una suspensión en dos encuentros y de una multa de más de 5.000 francos suizos.

No tendrá contacto con los jugadores 

Puesto que Austria quedó descalificada de la Eurocopa tras perder contra Alemania, la sanción no afecta de hecho al equipo de la república austríaca en el torneo europeo, pero sí complicará mañana el trabajo de Löw en el partido de cuartos de finales.

El técnico no sólo no podrá dirigir a su equipo desde el banquillo, sino que también le está prohibido ponerse en contacto con sus jugadores desde la llegada de la selección alemana al estadio Saint-Jacob Park hasta la conclusión del partido.

En previsión de este caso, Löw ya había anunciado que Hansi Flick el ayudante, se pondría al frente de Alemania, como ya hizo en la segunda parte del partido contra Austria.

"No tengo ni idea por qué me han expulsado. Sólo le quise explicar al árbitro que me deje a mí y al colega Hickersberger hacer nuestro trabajo. Nosotros tenemos que movernos por el área técnica y dirigir al equipo y el árbitro siempre nos llamó al orden, lo que no me parece bien. No tuvimos ninguna disputa ni he ofendido a nadie", dijo Löw tras el partido del lunes.