Archivo de Público
Martes, 17 de Junio de 2008

Los transportistas desconvocan una marcha en Madrid por seguridad

Las asociaciones convocantes temen que personas ajenas a la organización se cuelen en la manifestación y alteren su carácter pacífico. Además, culpan a la policía de obstaculizar el paso de camiones a la capital. 

EUROPA PRESS ·17/06/2008 - 12:56h

EFE - Un centenar de agricultores de las comarcas de la Segarra y el Urgell, con cincuenta tractores, se concentraron ayer en la A-2, a su paso por Fonolleres.

La manifestación convocada para mañana en Madrid por el sector del transporte de mercancías por carretera ha sido suspendida por motivos de seguridad, según informó la sección de transporte de la Asociación Nacional de Profesionales Autónomos (Asnepa-Transcnt), convocante de la marcha a la que se había sumado Fenadismer, Confedetrans y Antid, las tres patronales que promovieron el paro de la pasada semana. 

Las organizaciones atribuyeron la decisión al riesgo de que personas "incontroladas y ajenas" al sector participaran en la manifestación con la intención de alterar "la marcha pacífica de los transportistas en defensa de sus reivindicaciones".

No obstante, Asnepa explicó que la Delegación del Gobierno, en la reunión mantenida con las patronales a mediodía de hoy, indicó que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado "intervendrían ante cualquier aproximación de cabezas tractoras de camiones tanto a la Comunidad de Madrid como desde dentro del cinturón de la capital".

Esta organización había informado de que estaba prevista la asistencia a la marcha de unas 15.000 cabezas tractoras de camiones, si bien subrayó su intención de habilitar aparcamientos suficientes para todos vehículos y de que la manifestación fuera "cívica y tranquila".

"Ante el ánimo dilatorio de la Administración, la imposibilidad de organizar el traslado de los manifestantes en otro vehículo que no sea el que habitualmente utilizan para trabajar y por la seguridad para los manifestantes, la organización ha decidido desconvocar la manifestación", explicó Asnepa en un comunicado.

La manifestación estaba prevista para las 12.00 horas de mañana de mañana miércoles, e iba a discurrir por el Paseo de la Castellana de la capital, desde la plaza de Colón hasta la sede del Ministerio de Fomento, ubicada a la altura del número 67 de esta vía.

 La crisis sigue abierta

Las patronales de transportistas renuncian a la manifestación después de que ayer también decidieran suspender el paro que tenía convocado en el sector desde hacía una semana.

No obstante, tanto ayer tras renunciar "temporalmente" al paro como hoy, Fenadismer insistió en que la crisis del sector "sigue abierta" y que continuarán con sus reivindicaciones. La pasada semana, el Gobierno pactó una serie de medidas con la mayoría del sector para acabar con los paros. Pero entre las patronales firmantes no estaban los convocantes de la huelga, que no dan por satisfechas sus reclamaciones. 

"Esta herida esta abierta y que se haya taponado dicho, no significa que se haya solucionado", indicó hoy el presidente de Fenadismer, Julio Villaescusa, quien reiteró que el sector mantendrá sus reivindicaciones, entre ellas la articulación de una tarifa mínima para los servicios de transporte, con movilizaciones "dentro de la legalidad y sin violencia".

De hecho, la Unión Europea de Transportistas por Carretera (UETR), organización europea que agrupa a las principales organizacones de la pequeña y mediana empresa de transportes de la UE, y de la que forma parte Fenadismer, se reunió hoy en Bruselas con representantes de la Presidencia eslovena para instar a "la adopción de medidas urgentes para resolver la actual situación de crisis del sector". Entre ellas, pidieron la tarifa mínima, la obligatoriedad del pago a 30 días y el gasóleo profesional europeo.