Archivo de Público
Domingo, 15 de Junio de 2008

Los recuerdos de los niños de la Guerra resuenan en el Palacio Euskalduna

EFE ·15/06/2008 - 14:34h

EFE - Un grupo de personas, que siendo niños abandonaron Euskadi en 1937 por causa de la Guerra, durante un acto de homenaje celebrado en el Palacio Euskalduna de Bilbao, organizado por la Fundación Idi Ezkerra de Ezker Batua.

Los recuerdos de un grupo de niños de la Guerra vascos que abandonaron Euskadi en 1937 han resonado hoy en el Palacio Euskalduna de Bilbao en un acto de homenaje donde se ha apostado por la recuperación de la Memoria Histórica y por la paz, para que nunca más un niño tenga que abandonar su hogar por culpa de las guerras.

Organizado por la Fundación Idi Ezkerra de Ezker Batua, el acto de hoy ha servido de homenaje final a toda una semana de actividades en torno a los niños y niñas de la guerra, donde los grandes protagonistas han sido en especial un grupo de unos 60 de ellos venidos para esta ocasión de los países de acogida

Junto a ellos han estado sus familiares y otros niños de la guerra que sí regresaron a Euskadi.

Todos han podido disfrutar de un emotivo acto en el que los testimonios de algunos de ellos han retumbado en las paredes de este Palacio de Congresos a través de la proyección de un vídeo que ha hecho revivir emociones contenidas.

"Cuando eres un niño de cinco años, que te separas de tus padres....", "sentí la nostalgia", "sentí por dentro que mi vida se había truncado, que había cambiado", han sido algunos de los testimonios que se han podido escuchar en esa proyección.

Personas con nombres y apellidos como Paco Santín, Lucía Michelena, Luis Porras, Antonio Herranz, José Martínez Otazu, José Henales, Agustina Pérez, Herminio Martínez, Alfredo González, Hipólito Astorga, entre otros, han desgranado sus tristezas y alegrías, sus sentimientos y deseos, en un vídeo que también ha querido ser un recordatorio de una "experiencia tremenda".

Otro de los momentos más emotivos del acto ha sido cuando uno de esos niños, Carlos Pascual, ha sido requerido en el escenario al ser el único presente en la sala que aparece retratado en la fotografía en blanco y negro que ha servido de imagen de este homenaje.

Con su rostro de niño proyecto en una gran pantalla, Pascual sólo ha podido dar las gracias, antes de que la emoción ahogara sus palabras, ante el aplauso de los presentes.

Durante el acto también han intervenido el periodista Mariano Ferrer o la magistrada Garbiñe Biurrun que en nombre de los organizadores han destacado la gran deuda pendiente que existe con aquellos niños que fueron arrancados de sus familias y la necesidad de que "los fantasmas del pasado no pueden dejarse en el armario".

También se ha podido escuchar la música de una coral, o de Kepa Junquera, o las palabras de Kirmen Uribe y del bertsolari Andoni Egaña, entre otros.