Archivo de Público
Viernes, 13 de Junio de 2008

Nebrera rechaza el "diálogo político" con los nacionalistas

 

La aspirante a líder del PP catalán se aleja de Piqué y dice encarnar el «cambio radical»

PÚBLICO ·13/06/2008 - 22:00h

PÚBLICO - Montserrat Nebrera.

Electra ha renegado de su padre. O, en términos más prosaicos, la hija (Montserrat Nebrera) repudia a su progenitor político (Josep Piqué).

Esa pirueta late ya en el PP catalán (PPC). La diputada en el Parlament presentó ayer en Madrid su candidatura a la presidencia del PPC, y en ella quiso marcar la cesura que ahora la separa de su valedor. Todo el mundo sabe la historia con la que Piqué aterrizó en el PPC. Esto no es lo que yo quiero para el futuro.

Y la primera muestra de distanciamiento es la barrera que se ha construido contra los nacionalistas, mucho más etérea en el caso de su mentor. El PP, subrayó Nebrera, no debe mantener un diálogo político con las fuerzas que no tienen un concepto leal de la idea de España ni creen en ella.

Sólo podría hablarse, por tanto, con quienes siguen creyendo y es la mayoría que Catalunya es una comunidad integrada en España, opinión en la que convergerían muchos ciudadanos que se sienten decepcionados. La diputada se cuidó mucho de publicitar su lista negra. No nombró a partidos concretos. Únicamente se excluye a quien se excluya.

Exquisita neutralidad

Con estos mimbres, Nebrera dijo encarnar un cambio radical en el PP: No habrá un PP triunfante sin un PP de Catalunya, y no habrá un PP de Catalunya sin renovación.

La diputada, que se define como liberal, conservadora y democristiana, alabó el gesto de neutralidad del líder, Mariano Rajoy, que se ha situado en la equidistancia entre los tres candidatos (Daniel Sirera, Alberto Fernández Díaz y ella misma).