Archivo de Público
Viernes, 13 de Junio de 2008

Garzón envía a prisión a 6 de los detenidos por prestar apoyo a Al Qaeda

EFE ·13/06/2008 - 19:40h

EFE - El juez Baltasar Garzón ha ordenado el ingreso en prisión de seis de los presuntos islamistas detenidos el martes en Barcelona, Castellón y Pamplona. En la imagen de vídeo facilitado por la Policía Nacional, operación en la Calle d'en Roig en Barcelona.

El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón ha ordenado el ingreso en prisión de seis de los presuntos islamistas detenidos el martes en Barcelona, Castellón y Pamplona por su presunta integración en una célula islamista dedicada a actividades de apoyo a la estructura de Al Qaeda en el Magreb.

A otros tres el juez les ha dejado en libertad con la obligación de comparecer semanalmente ante las autoridades judiciales y les ha prohibido abandonar España y son Najid Doumi, Youcef Haddallah y Mourat Aid Kaid, estos dos últimos detenidos en Castellón.

El magistrado acusa a los seis que ha enviado a la cárcel de un delito de integración en banda armada por llevar a cabo actividades para financiar acciones terroristas de Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI) y les atribuye también el adoctrinamiento y la captación de personas para desarrollar actos yihadistas.

Los seis que han ingresado en prisión son los dos detenidos en Barcelona, Sid Ali Taukoucht y Abdelghani Himmouri de 39 y 28 años, respectivamente; el arrestado en Pamplona, Mustapha Yousfi, nacido en septiembre de 1972; y Mohamed Bouacha, Mohamed Souici y Addennour Chettah, arrestados en Castellón.

De acuerdo con el auto de prisión, Garzón considera que Bouacha y Souici, junto al huido Kamel Salhi, eran los responsables máximos de la célula desarticulada y desarrollaban las labores "de adoctrinamiento y captación" de otras personas para llevar a cabo la Yihad.

Bouacha y Souici residían en Villareal (Castellón), desde donde se ocupaban de las actividades logísticas en España y fuera del país, que consistían en facilitar alojamiento, documentación falsa y dinero a personas que querían formar parte de AQMI.

Los acusados Yousfi y Chettah, según el magistrado, desarrollaban su actividad entre Navarra y Villareal y, de acuerdo con las intervenciones telefónicas practicadas, "tendrían ya asumida la posible participación en acciones violentas".

Los dos detenidos en Barcelona se ocupaban de la financiación de la célula y de facilitar documentación falsa a otros islamistas, y para ello colaboraban con los huidos Toufik Mizi y Ahmed Belataf.

Este último actuaba como correo entre Argelia y Turquía, con escala en Barcelona, en donde Takoucht le proporcionaba el dinero que había recaudado para que se lo hiciera llegar al grupo terrorista de Al Qaeda en el Magreb Islámico.

La Policía ha encontrado documentos que atestiguan 150 envíos de dinero entre julio y octubre de 2005 realizados por Takoucht a favor de Ghassan Ibrahim Abd Al-Maqsud Muhamad, un dirigente de Al Qaeda, actualmente preso en Egipto, quien desde Siria facilitaba la entrada de yihadistas en Irak y a campos de entrenamiento y planificación de atentados.

En el registro domiciliario del "lugarteniente" de Takoucht, el acusado Himmouri, se encontraron "perfectamente ocultos" en una mochila dos temporizadores eléctricos "aptos para la construcción de explosivos" y una grabación de vídeo del máximo líder de Al Qaeda, Osama Bin Laden.

Según el magistrado, entre la célula de Barcelona y la de Castellón existe "un vínculo" que consiste en un ingreso de 2.986 euros realizado en 2005.