Archivo de Público
Jueves, 1 de Noviembre de 2007

La Bolsa cae el 0,8% y pierde los 15.800 puntos lastrada por los bancos y Wall Street

EFE ·01/11/2007 - 10:07h

EFE - Imagen de archivo de la Bolsa de Madrid.

La bolsa española bajó hoy el 0,82 por ciento y perdió el nivel de 15.800 puntos en consonancia con el resto de mercados europeos, que finalizaron en rojo arrastrados por el sector financiero y por Wall Street, donde se cosecharon decepcionantes resultados empresariales y datos macroeconómicos.

Así, el principal indicador de la bolsa española, el Ibex-35, perdió 130,90 puntos en la festividad de Todos los Santos, equivalentes al 0,82 por ciento, y se situó en 15.759,60.

Por su parte, el Índice General de la Bolsa de Madrid bajó el 0,77 por ciento, y el tecnológico Nuevo Mercado se dejó el 0,32 por ciento.

Con el barril de Brent por encima de 90 dólares, las plazas europeas también acabaron en negativo, con pérdidas del 1,73 por ciento para Fráncfort, del 2,02 por ciento para Londres, del 2 por ciento para París y del 1,97 por ciento para Milán.

Tras una apertura moderadamente alcista en sintonía con el resto de mercados europeos por la bajada de tipos en Estados Unidos, la Bolsa española llegó a fijar un nuevo máximo intradía en 15.928 unidades.

No obstante, esta cota fue desinflándose poco a poco durante la mañana por los malos resultados de Credit Suisse y por las recomendaciones negativas para otros grupos financieros como Citigroup o UBS.

La entidad suiza presentó unos resultados marcados por la crisis hipotecaria en Estados Unidos, ya que, según ha reconocido la propia entidad, las perturbaciones han impulsado que la compañía recorte sus ganancias por primera vez en un año, hasta un 31 por ciento.

Credit Suisse también señaló que todavía es "demasiado temprano" para predecir el final de la crisis 'subprime', una de los principales preocupaciones de los inversores en EEUU, junto a los malos resultados empresariales, como el de Exxon Mobil, cuyo beneficio en el tercer trimestre cayó el 1 por ciento -por debajo de las previsiones-, y el anuncio de 12.000 despidos realizado por Chrysler.

De esta manera, quedaron olvidados la zona de máximos históricos y la cota psicológica de los 16.000 puntos rondada por el Ibex-35 a media sesión, pues Wall Street abrió con fuertes caídas, también afectado por el precio del petróleo y los datos macroeconómicos.

Así, el petróleo -que marcó un máximo histórico de 91,71 dólares-, las dudas en el sector financiero, los resultados empresariales poco convincentes y los decepcionantes datos macroeconómicos, como el del índice ISM manufacturero, que descendió más de lo previsto, condujeron hacia fuertes caídas en los mercados de EEUU, que acabaron por consolidar los números rojos en los índices europeos y al selectivo español.

De los grandes valores, el Santander -que paga hoy un dividendo de 0,122 euros por acción-, cedió el 1,61 por ciento, seguido de BBVA, que se dejó el 1,32 por ciento y de Telefónica, que perdió un 0,26 por ciento.

Los títulos de Repsol-YPF descendieron el 0,22 por ciento a pesar del anuncio hoy del pago de un dividendo a cuenta de 2007 de 0,5 euros por acción, lo que supone un incremento interanual del 40 por ciento por encima de lo esperado.

También entre los grandes, Endesa bajó el 0,47 por ciento, mientras que Iberdrola subió el 0,63 por ciento.

Telecinco, que ayer presentó unos resultados que no convencieron a los inversores, encabezó las pérdidas del Ibex-35, con un retroceso del 3,17 por ciento, seguido de Acerinox, que se dejó el 3,05 por ciento y de Antena 3, que cedió el 2,37 por ciento.

En el lado de las ganancias en el selectivo español, destacaron Indra, con un 2,20 por ciento de subida, seguida de Bolsas y Mercados Españoles (BME), con un avance del 0,91 por ciento.

Las pérdidas del mercado continuo las lideraron Arcelor y el Banco de Galicia, con sendos retrocesos del 4,37 por ciento, mientras que los números verdes los encabezaron Técnicas Reunidas, que se anotó una subida del 5,86 por ciento y Solaria, que subió el 4,30 por ciento.