Archivo de Público
Miércoles, 11 de Junio de 2008

Autoridades sudanesas confirman 28 muertos, 70 desaparecidos y 26 heridos en el accidente

EFE ·11/06/2008 - 10:11h

EFE - Restos humeantes del avión de la aerolínea Líneas Aéreas Sudanesas que se salió de la pista del aeropuerto de Jartum (Sudán) ayer 10 de junio. Las autoridades han confirmado la muerte de 28 personas, 70 desaparecidos y 26 heridos.

Las autoridades sudanesas confirmaron hoy que al menos 28 personas han muerto, unas 70 están desaparecidas y alrededor de 26 han resultado heridas en el siniestro en el que se incendió anoche un avión de las Líneas Aéreas Sudanesas en el aeropuerto de Jartum.

El director de la Policía de Jartum, el teniente coronel Muhamad Nayib, explicó a los periodistas que al menos 28 cadáveres han sido retirados de los restos del avión, mientras que unos 70 pasajeros están en paradero desconocido.

Nayib señaló que se desconoce si los desaparecidos lograron salir del avión y se marcharon a sus casas, sin comunicarlo a las autoridades, o si permanecen entre los escombros del aparato, que ha quedado totalmente calcinado.

Los cadáveres han sido trasladados a la morgue del hospital de Jartum para su identificación.

Por otro lado, la Autoridad Civil de Aviación sudanesa ha señalado en un comunicado difundido por la agencia estatal SUNA que al menos 113 pasajeros y diez miembros de la tripulación han sido rescatados con vida.

Según esa fuente, 204 personas viajaban en el avión que procedía de Siria y de Amán, mientras que la tripulación estaba compuesta de once miembros.

Por el momento se desconocen las causas del siniestro, aunque el presidente sudanés, Omar Hasan al Bachir, ha creado un comité especial para investigar los motivos del accidente.

El aparato procedía de Siria y Amán y había hecho escala en el aeropuerto sudanés de Port Sudán, situado en el Mar Rojo, antes de dirigirse hacia la capital sudanesa, donde las malas condiciones meteorológicas retrasaron varios minutos su aterrizaje.

Según fuentes del aeropuerto de Jartum, el incendio comenzó en el motor del ala derecha del avión, un Airbus, poco después del aterrizaje.

Una vez que hubo llegado a tierra, la aeronave se salió de la pista, que se encontraba mojada por la lluvia, antes de detenerse, abrir las puertas y extender las rampas de emergencia.