Archivo de Público
Martes, 10 de Junio de 2008

El Premio donado por el Rey al Prado se destinará a su Centro de Estudios

EFE ·10/06/2008 - 15:24h

EFE - Numerosas personas hacen cola ante el Museo del Prado en la última de las jornadas gratuitas organizadas por la pinacoteca con motivo de la inauguración de su ampliación.

El Centro de Estudios del Museo del Prado, con sede en el Casón del Buen Retiro, contará con un fondo extraordinario para su mantenimiento que se creará a partir de la donación que el Rey Juan Carlos realizó al museo del importe íntegro, 750.000 euros, del premio que le otorgó Mutua Madrileña.

Esta decisión ha sido anunciada por el presidente del Real Patronato del Museo, Plácido Arango, durante el Pleno celebrado hoy que estuvo presidido por el Rey en compañía del ministro de Cultura, César Antonio Molina.

Durante la sesión, se anunció la creación de una Cátedra cuyo programa inaugural dirigirá Philippe de Montebello, director del Metropolitan Museum de Nueva York durante los últimos 31 años y decano de los responsables de los museos de arte de todo el mundo.

Esta Cátedra, bajo el patrocinio del Rey, permitirá acercar al Prado a personalidades relevantes de la historia del arte y del mundo de los museos.

En la reunión, Miguel Zugaza, director del Prado, presentó el balance de la institución durante el período 2005-2008 al tiempo que el Real Patronato le ha encomendado la redacción del nuevo plan de actuación para el periodo 2009-2012, que será presentado para su aprobación a finales de este año, confirmando así el respaldo al director por parte del Ministerio y del Patronato.

Durante la reunión Don Juan Carlos y Cesar Antonio Molina pronunciaron sendos discursos. En sus palabras, el ministro destacó la fantástica inclinación de la sociedad hacia la cultura y el arte, como lo demuestra el que el pasado año más de cinco millones de visitantes se acercaron al Paseo del Arte; de ellos, más de la mitad accedieron al Museo del Prado.

La extraordinaria respuesta con la que la ciudadanía ha acogido la ampliación del museo "nos anima a soñar con la siguiente fase" que es la recuperación del antiguo Salón de Reinos, ha dicho.

"Puedo anunciar hoy -ha añadido- que las obras de reforma del Alcázar de Toledo están llegando a su fin y, por lo tanto, dentro de poco tiempo el Museo del Prado podrá disponer del edificio del hasta ahora Museo del Ejército para adecuarlo a los usos expositivos previstos".

El éxito del Prado itinerante anima también "a pensar en el interés de mostrar el Museo fuera del Prado, en una suerte de nuevas Misiones Pedagógicas, con las facilidades que nos otorga la modernidad del siglo XXI".

Con el encargo de la elaboración de un nuevo plan de actuación a Miguel Zugaza "se confirma también la confianza en el proyecto que está llevando a cabo la Dirección", declaró el ministro, quien comentó que el impulso del Código de Buenas Practicas no se realiza de forma lineal, sino adaptándolo a las características precisas de cada institución.