Archivo de Público
Viernes, 6 de Junio de 2008

El ministro de Justicia no descarta la castración química de los delicuentes sexuales

A raíz del caso 'Mari Luz', Fernández Bermejo asegura que se debe "afinar el sistema y contemplar la prolongación del control después de la liberación" de los agresores

PÚBLICO.ES ·06/06/2008 - 08:13h

El ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo. EFE

El ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, ha reiterado que no descarta la aplicación de medidas como la llamada 'castración química' una vez que los delincuentes sexuales cumplan su pena.

Fernández Bermejo habla de ello en una entrevista que publica el diario Expansión y en la que aborda el 'caso Mari Luz'.

En opinión del titular de Justicia "se debe ver si hay que elevar las penas, afinar el sistema para que no salga nadie de prisión hasta el último día, si no tiene un buen pronóstico, y que, cuando no haya ese pronóstico, se contemple la prolongación del control después de la liberación". 

Planteado en octubre 

Bermejo ya planteó la opción de la ‘castración química’ el pasado mes de octubre para delincuentes sexuales reincidentes o su ingreso en centros de rehabilitación.

El ministro de Justicia explicó que "es un proyecto en el que llevamos trabajando tanto que en la reforma del Código Penal se plantean cambios en este sentido".

El Gobierno se plantea "dos tipos de posibles medidas posdelito para reincidentes o habituales"

Bermejo aclaró que el Gobierno se plantea "dos tipos de posibles medidas posdelito para reincidentes o habituales: reeducación, terapias adecuadas, y medidas de libertad vigilada".

Según dijo, "después de cumplida la pena, puede ocurrir que haya delincuentes que nos conste que no se hayan rehabilitado", en referencia al violador de Vall d'Hebrón, que quedó en libertad el pasado 22 de septiembre, después de cumplir 16 de los 311 años a los que había sido condenado, y que salió a la calle a pesar de los informes de los psicólogos, que aseguraban que no se había rehabilitado.

La consulta de Ibarretxe, "en la nada"

"Políticamente no hace falta que explique qué me parece esa aventura disgregadora", comenta Bermejo en referencia a la consulta planteada por el lehendakari, Juan José Ibarretxe.

"Jurídicamente, carece de recorrido: ocurra lo que ocurra, acaba en la nada. Bien porque es rechazada en el Parlamento vasco, bien porque, si logra el apoyo de la Cámara, la vamos a impugnar al día siguiente ante el TC, lo que significa por ley suspensión inmediata. Y en el plazo de cinco meses el TC se tiene que pronunciar. La iniciativa queda inmediatamente paralizada con el recurso".