Archivo de Público
Miércoles, 4 de Junio de 2008

Investigan si restos en la playa proceden de otro barco que ha limpiado sus tanques

EFE ·04/06/2008 - 08:46h

EFE - Un barco pasa junto a una de las barreras marítimas instaladas para contener el vertido.

Las playas valencianas de La Malvarrosa y La Patacona han recibido esta tarde pequeños restos de fuel cuya procedencia determinará la investigación, ya que podrían ser tanto de la mancha avistada ayer y que ha sido ya controlada como de otro barco que habría aprovechado el suceso para limpiar sus tanques.

Así lo ha confirmado esta tarde el delegado del Gobierno en la Comunitat Valenciana, Ricardo Peralta, tras reunirse con el capitán marítimo de Valencia, Felipe Cano, para analizar el estado del dispositivo especial de control y limpieza de la mancha de fuel situada frente a La Malvarrosa y el puerto de la Copa América.

En La Malvarrosa hay "pequeñas virutas" de fuel, mientras que en La Patacona los restos son de mayor tamaño y alcanzan los cinco centímetros de diámetro, pero están más esparcidos que en la primera playa.

El delegado del Gobierno ha señalado que lo que actualmente hay en el mar son "restos absolutamente dispersos de pequeña entidad", ha cifrado la cantidad de fuel recogido hasta ahora en 4.000 kilos y ha avanzado que mañana se mantendrá el operativo actual de control y limpieza aunque el volumen de residuos será ya muy inferior.

Según el capitán marítimo, entre dieciocho y diecinueve buques son sospechosos de estar implicados en el vertido de fuel que apareció ayer, de los cuales cuatro se están investigando "físicamente" en estos momentos ya que el resto no está en la zona.

Cano ha explicado que la hipótesis que se maneja desde Capitanía es que el vertido provenga de alta mar y haya sido arrastrado por la corriente, "por lo que difícilmente se podría encontrar al buque infractor".

Se trata de un fuel "muy denso, viejo y emulsionado, y no parece muy probable que el vertido procediera de un buque que lo vertiera cerca del puerto".

Aún así, el capitán ha señalado que en estos momentos se está investigando a cualquier buque que en las últimas 24 ó 48 horas haya transitado frente al puerto de Valencia, y ha explicado que un barco que hubiera sido responsable del vertido cometería "una infracción grave a la ley de Puertos y marina mercante, y también un delito de contaminación".

A lo largo de la mañana se han recogido cerca de 300 kilos de este material mezclado con algas y otras sustancias, mientras que el balance total ofrecido por la tarde por Peralta asciende a 4.000 kilos desde ayer.

Según ha dicho, el helicóptero de Capitanía ha encontrado esta mañana una mancha a la altura del emisario de Vera, a 800 metros de la orilla y formada por grumos de fuel y basura, que ha sido totalmente eliminada.

Además, a lo largo del día "han ido surgiendo otros puntos donde se han localizado otras 'galletas'", situadas en el contradique del puerto de la Copa del América, "y se han llegado a ver y recoger ciertas manchas a la entrada de la bocana del puerto de Valencia".

El dispositivo que permanece en las tareas de limpieza está compuesto por dos remolcadores, dos lanchas de Salvamento marítimo y diez embarcaciones menores, encargadas de recoger manualmente el vertido. El Puerto ha rebajado el nivel de emergencia a la fase azul (nivel intermedio) tras haber quedado controlado el vertido.

Las embarcaciones que participan en las tareas de control y recogida han recuperado un volumen de unos 6.000 litros brutos de vertido, que incluye tanto fuel como agua, y que han sido vaciados en depósitos en el Centro de Transferencia de Residuos del recinto portuario.

La concejal de Sanidad del Ayuntamiento de Valencia, Lourdes Bernal, ha confirmado que la prohibición de baño se mantendrá durante 24 horas con la bandera roja izada, aunque hoy ha podido verse a varios bañistas dentro del agua mientras los equipos de limpieza comenzaban a recoger los primeros restos de fuel.