Archivo de Público
Lunes, 2 de Junio de 2008

Rajoy cree que tiene el "apoyo sincero" de la mayoría del PP

El líder conservador pide que se le juzgue por lo que pueda hacer en el futuro

PÚBLICO.ES / EFE ·02/06/2008 - 18:00h

 

El líder del PP, Mariano Rajoy, ha afirmado hoy que le gustaría que se le "juzgara" por lo que ha dicho y hecho hasta ahora y no por lo que pueda hacer en el futuro, pero ha subrayado que cree tener el "apoyo sincero de la mayoría" del PP que, ha matizado, "no es lo mismo que tener el apoyo de la mayoría".

Fuentes del Partido Popular han informado de que éstas han sido algunas de las ideas que Rajoy ha expresado en la reunión del Comité Ejecutivo Nacional, que a puerta cerrada se ha reunido hoy en la sede nacional del partido durante cuatro horas y media.

En su discurso ante el Comité Ejecutivo, órgano de gobierno y administración del partido entre congresos en sus diferentes niveles territoriales, ha insistido en que no hay "ningún cambio" de principios y ha precisado que si el Gobierno cambia de política en determinados temas, el partido tiene que "adaptarse" a esa situación.

Rajoy ha apostado por un PP con "capacidad de diálogo", así como por hacer un "esfuerzo de pedagogía y reforzar la estructura" del Partido Popular.

Debate por el bien del PP 

El presidente de losconservadores ha reiterado que no tiene "ningún adversario" en el PP y que el debate interno abierto ha sido por el "bien" del partido, punto en el que ha pedido "prudencia" en las declaraciones a los dirigentes populares y ha destacado la importancia de hacer un "esfuerzo de integración".

"El éxito del PP depende tanto de la labor de oposición como de la unidad"

Tras abogar por la lealtad y por el sentido común, ha afirmado que "el éxito del PP depende tanto de la labor de oposición como de la unidad" y ha reconocido que "hay diferencias" entre los dirigentes, si bien ha matizado que coinciden "en lo fundamental".

En este sentido, ha dicho que hay cosas que "corregir" porque ha quedado demostrado que diez millones de votos no son suficientes para ganar las elecciones.

Rajoy ha agradecido a todo el equipo del Comité Ejecutivo su trabajo estos cuatro años, especialmente al secretario general, Ángel Acebes, quien no repetirá en este cargo.

"No le olvidaré nunca como secretario general", ha subrayado el presidente de los populares, según fuentes del PP.

19 intervinientes 

Tras este discurso de Rajoy y en la fase de ruegos y preguntas han intervenido hasta 19 dirigentes: Alejo Vidal Quadras, Juan Costa, Federico Trillo, Manuel Fraga, Carlos Aragonés, Javier Arenas, Ignacio González, Soraya Sáenz de Santamaría, Celia Villalobos, María Dolores de Cospedal, Alberto Núñez Feijóo, Ramón Luis Valcárcel, Pedro Sanz, Josefa Luzardo, Gabriel Elorriaga, Jorge Moragas, Carlos Floriano, Corina Porro y Pío García Escudero.

Tras las palabras de estos dirigentes, algunas de ellas críticas con el liderazgo del presidente del PP, Rajoy ha vuelto a tomar la palabra para cerrar el Comité, reconocer que ha sido un debate "muy útil" y afirmar que él no cree estar en posesión de la verdad.

Ha insistido en que presentará su candidatura porque le avalan unos resultados electorales y porque siente que tiene apoyo. "Lo sigo teniendo", ha dicho, según fuentes del Partido Popular.

"Creo que tengo el apoyo sincero de la mayoría, que no es lo mismo que tener el apoyo de la mayoría", ha subrayado Rajoy, antes de apostar por la "integración" en el partido.

Objeto de críticas 

No obstante, ha afirmado que es consciente de que "haga el equipo que haga" será objeto de críticas.

"No podemos reducir la agenda del PP a dos temas"

"No podemos reducir la agenda del PP a dos temas", ha dicho, a la vez que ha asegurado que le gustaría que se le "juzgara" por lo que ha dicho y hecho y no por lo que pueda hacer en el futuro.

Ha apuntado que la agenda de esta legislatura será "distinta" que la de los últimos cuatro años, así como la confianza de los ciudadanos en la agenda política y económica del Gobierno, y que los grupos minoritarios no tendrán igual trato con los socialistas, por lo que será un clima "mejor" para los intereses del PP.

Previamente a esta parte del debate, se habló en el Comité Ejecutivo de cuestiones de organización y enmiendas relacionadas con el XVI Congreso, en el que tomaron la palabra hasta doce dirigentes, aunque ninguno de ellos habló ni de primarías ni de avales, según fuentes del PP.