Archivo de Público
Lunes, 2 de Junio de 2008

Autores jóvenes presentan en Madrid la diversidad literaria de Latinoamérica

EFE ·02/06/2008 - 14:58h

EFE - Presentación de la programación cultural de la Feria del Libro de Madrid, dedicada a Latinoamérica en su 67 edición, hoy en la sede de la Secretaría General Iberoamericana.

Los autores más jóvenes de América Latina aprovechan la Feria del Libro de Madrid, que se celebra estos días, para dar a conocer su obra, caracterizada por la diversidad de géneros y temáticas pero unida por las dificultades de distribución, según coincidieron hoy en destacar un grupo de escritores.

Una veintena de autores noveles participaron hoy en Madrid en la presentación de las actividades culturales que hasta el próximo día 15 inundarán la capital española y que tendrán a Latinoamérica como protagonista ya que es la región invitada de honor en la Feria del Libro, que se abrió el pasado día 30.

Así, invitados por el Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina, el Caribe, España y Portugal (CERLALC) han viajado hasta Madrid Claudia Hernández (El Salvador), José Antonio Funes (Honduras), Eulalia Cornejo (Ecuador), Mario Jursich y William Ospina (Colombia), entre otros.

Jóvenes autores que, acompañados por otros escritores radicados en España, como Andrés Neuman (Argentina) o Nicanor Vélez y Ricardo Cano (Colombia), debatieron sobre el actual panorama de la literatura latinoamericana.

"Hay una mirada compleja sobre el mundo" por parte de los autores latinoamericanos, dijo William Ospina al referirse a la "diversidad" que abarca la región en su producción literaria, aunque advirtió que se necesita el paso del tiempo para analizar la producción literaria contemporánea.

No obstante, el autor colombiano citó la violencia generada por el narcotráfico, el fenómeno de la inmigración o la preocupación por la depredación de la naturaleza como temas del imaginario común latinoamericano.

El Modernismo, encabezado por Rubén Darío, y la década de los sesenta del pasado siglo, cuando se produjo el "boom" de la literatura latinoamericana en el mundo, fueron considerados por los autores dos "momentos de esplendor" en la historia de las letras de la región, que sirvieron además para renovar los vínculos entre las dos orillas del Atlántico.

Un éxito avalado por un conjunto de novelas y cuentos y en el que también tuvo mucho que ver el esfuerzo de los traductores, críticos y editores.

Precisamente la política de las empresas editoriales ocupó gran parte del debate desarrollado hoy por los escritores reunidos en la sede de la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB) en Madrid.

Ricardo Cano recordó que cuando surgió el "boom" hubo en Latinoamérica un arranque editorial, que no ha tenido continuación, ya que, añadió, hoy se da una especie de "insularización", que vinculó a la "imposibilidad de distribuir libros españoles en América Latina y viceversa".

Cano atribuyó esta situación al hecho de que las "grandes empresas editoriales están marcando unas pautas que las demás, por pequeñas y falta de recursos, no pueden alterar".

Por ello, consideró que "los mapas literarios de América Latina, de una manera no muy legítima, están siendo adulterados por la preeminencia de una políticas editoriales, que están decididas en España".

En el mismo sentido, Neuman se refirió a la "balcanización editorial" por la influencia de las multinacionales editoriales, "que más que difundir cultura, la fragmentan", apostilló.

Sin embargo, el autor argentino invitó a cada país a hacer su propia autocrítica.

Recordó que Argentina en las décadas de los sesenta y setenta del siglo XX contaba con una gran potencia editorial que distribuía libros a España y a toda Iberoamérica, un rol que abandonó, dijo, "no por la política de una multinacional, sino por la dictadura".

La ilustradora Mónica Weiss, que dirige el Foro de Ilustradores de Argentina, que integra a 500 profesionales, hizo hincapié en la influencia de la situación económica de un país a la hora de trabajar y puso como ejemplo la baja calidad de la impresión de los libros editados en su país, que sí están avalados por una calidad artística muy significativa.