Archivo de Público
Viernes, 30 de Mayo de 2008

Los precios inmobiliarios bajarán un 2,2% en 2008

Un sondeo de Reuters prevé una caída de los precios del 4,5% en 2009

REUTERS ·30/05/2008 - 14:30h

Los precios inmobiliarios en España probablemente caigan el 2,2% este año y el 4,5% en 2009 ante una reducción del crecimiento de más de la mitad, según un sondeo realizado por la agencia Reuters.

Asimismo, la consulta mostró que España tiene un riesgo de entrar en recesión del 33%.

El sondeo, realizado entre diez economistas, reveló que los precios inmobiliarios experimentarán este año su primera caída desde principios de los 90 y probablemente desciendan un 15% durante una desaceleración paulatina.

El crecimiento económico sufrirá un impacto mayor y bajará al 1,75% en 2008 y al 1,15% en 2009 tras una cifra del 3,8% en 2007.

España tiene una posibilidad del 33% de recesión y la mayoría de los economistas ven una posibilidad de dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo comenzando a finales de 2008.

Los analistas comentaron que un recorte de los tipos de interés del Banco Central Europeo, una caída del euro y una mejora de las condiciones crediticias, además de una recuperación de la economía de la zona euro, ayudarían a España a evitar su primera contracción económica en 15 años.

"En ausencia de cualquiera de estos respiros, es bastante factible una recesión", expresó Susana García Cervero de Deutsche Bank.

Las previsiones para los precios inmobiliarios en la totalidad de 2008 variaban desde un descenso del ocho por ciento y un incremento del 2,2 por ciento y la mediana estaba en una reducción del 0,75 por ciento, de acuerdo con el sondeo realizado entre el 23 y el 29 de mayo.

La previsión para 2009 varía desde una caída del 7,5 por ciento y del 3,3 por ciento. La mediana estaba en una reducción del 4,5 por ciento.

Más de la mitad de los consultados esperaba un descenso de los precios en 2008 mientras que todos preveían una caída en 2009.

Sin previsión de 'crash'

El mercado inmobiliario español, que se ha triplicado en valor a lo largo de la última década, se ha ido ralentizando por unos costes crediticios a máximos de ocho años y un exceso de oferta de hasta un millón de viviendas nuevas.

Las ventas de viviendas cayeron un 37 por ciento en marzo pero los precios todavía aguantan ante una tendencia de los vendedores de esperar a una recuperación antes de bajar.

Está previsto que la construcción de viviendas caiga hasta un 70 por ciento en 2008 a unas 200.000 unidades y que el descenso sea mayor en 2009, permitiendo una venta del excedente y un mayor equilibrio entre oferta y demanda.

Los analistas comentaron que los precios de las viviendas españolas estaban sobrevaloradas un 20 por ciento pero veían apenas una posibilidad del 15 por ciento de una corrección pronunciada.

"Una corrección del mercado inmobiliario, al estilo estadounidense, sería más probable una vez que las personas empiecen tener en cuenta un descenso previsto de los precios en sus expectativas", expresó Martin Van Vliet de ING.

Estaba previsto que la caída de los precios inmobiliarios españoles se produjera mediante un descenso de los precios nominales, pero principalmente como consecuencia de una apreciación de los precios inmobiliarios por debajo de la inflación al consumo.

El gobierno tiene una visión similar y no descarta una caída del crecimiento oficial de los precios inmobiliarios por debajo de la tasa del 3,8 por ciento del primer trimestre, inferior a la tasa de inflación española por primera vez en una década.

La economía española recibirá un estímulo fiscal que proporcionará 10.000 millones de euros en devoluciones de impuestos y préstamos a bajo coste a lo largo de 2008.

El paquete de estímulo ha prácticamente agotado el margen del gasto público adicional después de que el gobierno prometiera utilizar su superávit fiscal para evitar una recesión.

"La única razón por la que no prevemos un crecimiento trimestral negativo es que hay margen fiscal para contrarrestarlo", dijo Solveen.