Archivo de Público
Lunes, 29 de Octubre de 2007

El crudo toca máximos impulsado por México y Turquía

Reuters ·29/10/2007 - 09:01h

El petróleo ampliaba el lunes sus ganancias hasta máximos históricos, impulsado por el recorte de 600.000 barriles de producción diaria (bpd) en México y las crecientes tensiones entre Turquía y los kurdos rebeldes en el norte de Irak.

Los futuros del crudo estadounidense para entrega en diciembre subieron 93 centavos, a un récord de 92,79 dólares por barril, tras haber ganado 1,40 dólares el viernes,

El crudo Brent de Londres también tocó su máximo histórico al subir 93 centavos, a 89,62 dólares por barril.

La petrolera estatal mexicana Pemex dijo que estaba cerrando alrededor de una quinta parte de su producción diaria de crudo debido al mal clima en el Golfo de México, avivando las preocupaciones de que podría haber potencialmente una seria escasez de abastecimiento de cara al inminente invierno.

Pemex dijo que ya había cerrado pozos con una producción aproximada de 200.000 bpd y procedería a cerrar otros que producen alrededor de 400.000 bpd en las próximas horas ante la presencia de un frente frío en la zona del Golfo.

La compañía, que señaló que retomaría la producción cuando el frente frío pase, dijo que no contempla la evacuación de sus trabajadores de la zona. La semana pasada, una poderosa tormenta provocó la muerte de al menos 21 empleados de Pemex y cerró los principales puertos exportadores.

Tensiones geopolíticas 

"Sigue habiendo preocupaciones sobre el ajuste de las condiciones del mercado de petróleo y las tensiones geopolíticas están también agregando una prima a los precios del crudo", dijo David Moore, analista de materias primas del Commonwealth Bank of Australia.

El ministro de Asuntos Exteriores de Turquía, Ali Babacan, dijo el domingo que podrían utilizarse tanto la vía diplomática como la militar en la lucha del país contra las guerrillas kurdas escondidas en el norte de Irak.

Los ataques han aumentado los temores de interrupción de abastecimiento desde el norte iraquí y fortalecido la preocupación ante una mayor desestabilización en la región.

Los precios del petróleo han subido alrededor de un 30 por ciento desde agosto, impulsados por temores a una escasez de suministros durante el invierno en el hemisferio norte, así como por una caída del dólar.

Esta divisa ha tocado mínimos históricos tras un recorte de los tipos de interés de parte de la Reserva Federal estadounidense.

Pero, a pesar de la subida del crudo, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) ha desatendido los llamamientos de los países consumidores para que eleve la producción.