Martes, 6 de Mayo de 2008

"No soy un dirigente político, soy un observador"

El presidente de honor del PP elude pronunciarse sobre la crisis abierta en el partido

YOLANDA GONZÁLEZ ·06/05/2008 - 23:45h

 

El presidente de honor del PP, José María Aznar, cerró ayer un ciclo de conferencias sobre el escritor Josep Pla, en el edificio CaixaForum de Madrid. Llegó en medio de una gran expectación mediática, a la espera de que se pronunciara sobre la crisis interna del partido con el que fue presidente del Gobierno.

Pero, de momento, no parece dispuesto a romper el silencio. Y es que, tal y como dejó muy claro tras más de una hora de intervención él, como Pla, es un observador "con cierta tendencia al intimismo".

En medio de su discurso, cuando se refería al peligro de que Catalunya haga de la incomodidad "una señal de identidad", trufó unas declaraciones que cobran sentido si se las contextualiza en las peticiones que ha recibido desde dentro y fuera del partido para que llame al orden. "Algunos piensan que soy un dirigente político, pero no lo soy".

En el mismo contexto, el de la obra de Josep Pla, se refirió a los políticos: "Existen personas con valores, con principios. Existen también políticos que subordinan los valores a la astucia, y también carentes de astucia y de valores, de la peor (clase) que puede haber y no la menos abundante". 

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad