Lunes, 5 de Mayo de 2008

Los niños que toman la teta son más inteligentes

El estudio más extenso realizado hasta el momento sobre lactancia materna vincula esta forma de alimentación con un mayor coeficiente intelectual

ANTONIO GONZÁLEZ ·05/05/2008 - 22:00h

SXC - La lactancia materna tiene numerosas ventajas.

Cada vez es más difícil negar las ventajas de la lactancia materna. Según el estudio más amplio realizado hasta ahora al respecto, esta forma de alimentación natural tiene una influencia positiva en el desarrollo cognitivo de los niños y mejora su coeficiente intelectual.

No es la primera vez que se vincula lactancia materna con un mayor coeficiente intelectual, aunque la mayoría de los trabajos publicados hasta ahora eran de tipo observacional, menos fiables para analizar la evolución de esta cuestión al no controlar la influencia de factores como el comportamiento de la madre.

Ahora, un estudio controlado y aleatorizado, basado en el seguimiento a lo largo de seis años y medio de 13.889 niños nacidos en 31 centros materno-infantiles de Bielorrusia, un país que todavía no ha adoptado las medidas de fomento de esta práctica puestas en marcha en otros países europeos, ha confirmado los beneficios de la lactancia materna sobre la inteligencia.

"Nuestro estudio [denominado PROBIT, siglas en inglés de Ensayo de Promoción de la Lactancia Materna] aporta la evidencia más consistente de que la lactancia materna prolongada y exclusiva hace a los niños más inteligentes", explica el profesor Michael Kramer, principal responsable del trabajo.

En concreto, los niños de la muestra cuyas madres participaron en un programa de fomento de la lactancia materna exclusiva auspiciado por la Organización Mundial de la Salud y UNICEF obtuvieron registros 7,5 puntos superiores en test de inteligencia verbal respecto al grupo control, donde las madres alimentaron a sus hijos con leche materna o artificial según la práctica habitual en los centros sanitarios donde las atendieron. La ventaja fue de 2,9 puntos en inteligencia no verbal y de 5,9 en desarrollo cognitivo, según este trabajo, publicado en Archives of General Psychiatry, en el que se aplicaron los test de inteligencia infantil de Wechsler.

Tras analizar los resultados, los autores del trabajo, de la Universidad McGill y el Hospital Infantil de Montreal (Canadá), dudan de si los beneficios se deben a la leche en sí o al contacto más íntimo entre madre e hijo.

Pero no todo son ventajas. De hecho, un avance de resultados de este mismo estudio, hecho públicos en septiembre de 2007,  revelaba que la lactancia materna no confiere una protección adicional a los bebés frente al asma o las alergias.

Noticias Relacionadas