Domingo, 4 de Mayo de 2008

Afines a Morales se concentran en varias ciudades contra la consulta autonómica

EFE ·04/05/2008 - 17:14h

EFE - Bolivianos asisten a una escuela del barrio Plan 3000 en Santa Cruz, Bolivia, donde en la madrugada se produjeron destrozos y saqueo de urnas que iban a ser utilizadas en la votación del referendo del estatuto de autonomía del departamento de Santa Cruz, Bolivia.

Miles de seguidores del presidente de Bolivia, Evo Morales, se concentraron hoy en varias ciudades del país para protestar por el referendo autonómico que celebra la región opositora de Santa Cruz y en defensa de la unidad nacional.

Las concentraciones más multitudinarias se produjeron en la ciudad andina de El Alto, la más pobre del país y bastión electoral de Morales, y en la aledaña de La Paz, mostraron las televisiones locales.

En la manifestación de El Alto el líder del grupo de indios aimaras radicales y leales a Morales conocido como "Ponchos Rojos", Eugenio Rojas, pidió en su discurso a los "hermanos de las provincias" de Santa Cruz que quemen y destruyan urnas "en todos los lugares donde sea posible".

"Que se vayan fuera de Bolivia a formar otra república", exigió Rojas a las autoridades y líderes cívicos cruceños que impulsan el proceso autonómico en esa región, rechazado por el Gobierno porque, a su juicio, tiene un carácter "separatista" y pone en riesgo la unidad del país.

El referendo de hoy no está reconocido por el Congreso ni por la Corte Nacional Electoral y, por ello, el Gobierno lo ha calificado de mero sondeo y ha llamado a no participar en él.

Los principales problemas se registraron en las localidades rurales de San Julián y Yapacaní, y en el humilde barrio Plan Tres Mil de la capital cruceña, donde hay una fuerte presencia de simpatizantes de Morales.

En esos lugares los afines al mandatario quemaron y destruyeron urnas y, además, hubo enfrentamientos con grupos autonomistas que causaron varios heridos.

En La Paz los manifestantes, encabezados por grupos de campesinos y cocaleros, se congregaron en la Plaza de San Francisco y quemaron muñecos alusivos al prefecto (gobernador) de Santa Cruz, Rubén Costas, y a sus colegas de Beni, Pando y Tarija, que también promueven la autonomía.

Según las radios locales, concentraciones similares se llevaron a cabo en la ciudad andina de Oruro y en Cochabamba (centro).

Morales asistió temprano en La Paz a un acto en el regimiento de los Colorados, la escolta presidencial, y no hizo ningún comentario sobre el referendo cruceño.