Sábado, 3 de Mayo de 2008

Tres planes y un alirón

El Real Madrid quiere festejo el título en el hotel, en el Reyno de Navarra y en Cibeles. Con posterioridad a las celebraciones en la fuente de la diosa, la plantilla cenará en el Bernabéu

PEPE Gª CARPINTERO ·03/05/2008 - 23:12h

Una semana después, la fiesta del alirón vuelve a estar preparada. El Real Madrid tiene todo dispuesto, incluidas botellas de champán y camisetas conmemorativas, por si hoy es el día elegido para festejar su trigésimo primer campeonato de Liga. Cibeles volverá a estar preparada como la semana pasada, pasarela para que Raúl acceda a engalanar a la diosa con una bufanda y una bandera madridista, pero eso será bien entrada la madrugada del lunes. El Ayuntamiento ya tiene preparado el dispositivo habitual para estos casos. Antes, ya hay un horario establecido que puede ir cambiando según el resultado del Villarreal.

Opción: alirón en el hotel

Si el cuadro de Pellegrini no logra derrotar al Getafe, el Madrid sería campeón sin bajarse del autobús y por lo tanto ya en el vestuario no se descarta llegar desde el hotel en plan festivo al Reyno de Navarra. "Cuanto antes seamos campeones y si es sin jugar mejor", dejaba caer Casillas esta semana. Aunque la mayoría de la plantilla, sin decirlo públicamente, prefiere que todos los festejos y la celebración del campeonato se produzcan el próximo miércoles ante el Barcelona. Lo que consideran una culminación perfecta del campeonato y tratándose del eterno rival. "Ganarla ante el Bilbao hubiera sido perfecto por hacerlo en nuestro estadio, en casa, pero hay que ganar la Liga cuanto antes, aunque si fuera contra el Barcelona pues claro que no me importaría", afirmaba ayer Schuster. Aunque por si las moscas, el alemán ha decidido que viaje toda la plantilla hasta tierras navarras por si hay que celebrar el título. Por si acaso, el entrenador rival, Ziganda, avisa que su equipo saldrá mentalizado igual si el Madrid es campeón o no antes del encuentro. "No tenemos que preocuparnos de si el Madrid es o no campeón antes de jugar, tenemos que preocuparnos de lo nuestro. Nosotros tenemos que ganar y lo demás nos da igual", dijo.

No habrá fiesta en Pamplona

Si el Madrid gana la Liga en Pamplona, ya hay un plan para la celebración posterior. El equipo saldrá del Reyno de Navarra directamente al
aeropuerto de Pamplona, donde La Saeta les llevará a Barajas. Una hora de trayecto. Allí AENA ya ha concedido un permiso especial para que un autobús recoja a la expedición a pie de pista y la traslade al Santiago Bernabéu. Según fuentes del Real Madrid, esto no sería antes de la una de la madrugada, ya que el partido no acabará hasta las once de la noche.

Duras medidas policiales

Lo cierto es que el Reyno de Navarra será un búnker para este partido. El Real Madrid aterrizó en Pamplona ayer a las ocho de la tarde en medio de grandes medidas de seguridad. El posible alirón y el apoyo masivo de los Ultras Sur ha provocado que se hayan doblado las medidas de seguridad. Por eso, todos los aficionados del Real Madrid que acuden al partido han tenido que identificarse convenientemente y tendrán que seguir las directrices de los cuerpos de seguridad del estado para seguir el encuentro in situ. Además, se han registrado todas las matrículas de los autobuses que se desplazan desde la capital de España, para así evitar sorpresas como las acontecidas la temporada pasada, donde  hubo enfrentamientos entre los radicales de uno y otro equipo.

En Cibeles, no antes de la una

Ya en el Bernabéu, no se abrirá el estadio. Los jugadores se subirán al autobús descapotable de las grandes citas para acudir a su encuentro con la afición en Cibeles. Una noche larga que está previsto que concluya otra vez en el estadio, donde habrá una cena íntima, sin familiares, y con los discursos pertinentes.
Toda la fiesta del título de Liga en la hierba está preparada para el día contra el Levante. Será el momento en el que por primera vez en la historia la Federación hará entrega de la copa que acredita al campeón de Liga y no lo pospone hasta la primera de la temporada siguiente. Ese día el club tiene previsto ofrecer un espectáculo de luz y sonido.

Cortes desde las siete

Más de 100 efectivos de la Policía Municipal y 70 de Samur-Protección Civil forman parte del dispositivo que el Ayuntamiento ha preparado para este domingo.

Desde las siete de la tarde habrá cortes de tráfico parciales en las inmediaciones de Cibeles, para permitir los trabajos de montaje de pasarelas, vallas y demás infraestructuras previstas para la celebración.  Sobre las 21.00, los cortes de tráfico serán totales en las plazas de Colón y de la Independencia, en la glorieta del Emperador Carlos V  y en la Gran Vía. 

Además, 70 efectivos de Samur-Protección Civil estarán alerta con dos unidades de soporte vital avanzado, once de soporte vital básico, ocho equipos sanitarios, dos de apoyo logístico, tres vehículos medicalizados, un puesto médico avanzado, cuatro técnicos de comunicación. Una central móvil de coordinación e información formada por Samur, policía y bomberos, estará ubicada en la plaza de la Lealtad.