Viernes, 2 de Mayo de 2008

Expulsados de la catedral de Almería por tener síndrome de Down

Según uno de los monitores que los acompañaba, un cura los echó diciendo que “ni sienten, ni padecen, ni entienden”

PÚBLICO ·02/05/2008 - 21:25h

Lo que iba a ser una tarde de paseo para un grupo de 12 jóvenes con síndrome de Down se convirtió el jueves en franca indignación. Según publicó este viernes La Voz de Almería, cuando el grupo se encontraba de visita en la Catedral un sacerdote les echó de malos modos aludiendo a su discapacidad. Los monitores aseguraron que la excusa para echarlos fue: “Ni sienten, ni padecen, ni entienden”.

Según la asociación Asalsido, se trataba de dos grupos de jóvenes de entre 20 y 30 años acompañados de cuatro monitores. Dieron un paseo por el centro de Almería y visitaron la Catedral. Los monitores explicaron a La Voz que durante la visita un cura de avanzada edad les dijo que se fueran y la polémica frase.  

La asociación pidió a los responsables eclesiásticos  “consciencia” de a quién sitúan al frente de la Catedral. “Esta actitud no la debería tener nadie y menos un sacerdote”, sentenció Josefina Soria, presidenta de Alsasido. La entidad espera una disculpa. Según La Voz, tanto el sacerdote encargado del culto, como el archivero y el deán de la Catedral aseguraron no saber nada de esta situación.

Uno de ellos afirmó haber visto al grupo de jóvenes, pero insistió en que no vio ningún altercado. Todos ellos reconocieron que si hubiera ocurrido así sería “una barbaridad”.