Viernes, 2 de Mayo de 2008

Las grasas pueden ayudar a controlar la epilepsia en niños

MARÍA GARCÍA DE LA FUENTE ·02/05/2008 - 20:40h

Comer hamburguesas y pizzas puede prevenir ataques de epilepsia en niños que no muestran una buena respuesta a los fármacos contra esta enfermedad. Según un estudio que se publica en The Lancet Neurology, la dieta ketogénica, es decir, la que tiene un alto contenido en grasa, baja en hidratos de carbono y una dosis controlada de proteínas, ha tenido buenos resultados en el tratamiento de menores que presentaban resistencia a los medicamentos contra la epilepsia.

Se sabe, desde 1920 que este tipo de alimentación favorece a los niños epilépticos, pero ahora se ha demostrado con un ensayo, en el que han participado 145 menores de entre dos y 16 años, que sufrían más de siete ataques a la semana. Todavía se desconoce el mecanismo exacto de las grasas frente a la convulsiones, pero se sabe que actúan como fuente de energía para el cerebro y el corazón, cuando no hay azúcares.

Tras seguir una dieta alta en grasas, los ataques epilépticos se redujeron un tercio. Los efectos secundariosmás frecuentes fueron hambre, falta de energía, vómitos y estreñimiento. La autora principal, Helen Cross, del University College of London, apunta que "la dieta tiene su eficacia y debería incorporarse en niños con resistencia a los fármacos contra la epilepsia". No obstante, advierte que "tiene efectos secundarios, que deben tenerse en cuenta a largo plazo".