Martes, 29 de Abril de 2008

Testigos dicen que la avioneta perdió altura y se movía como si hiciera acrobacias

EFE ·29/04/2008 - 13:36h

EFE - Bomberos y Guardia Civil junto a la avioneta de recreo que se estrelló hoy en el distrito de Carabanchel de Madrid, en cuyo accidente fallecieron sus dos ocupantes.

Dos testigos del accidente de avioneta que tuvo lugar hoy en las cercanías de la M-40 de Madrid, en el que murieron los dos ocupantes del aparato, han explicado que la avioneta volaba con problemas, empezó a perder altura y a moverse como si hiciera acrobacias, hasta que se estrelló contra el suelo.

Criterio y Mercedes, una pareja que esta mañana se encontraba cerca del centro comercial Islazul, que está a unos 700 metros de donde se produjo el accidente, han explicado a la prensa que vieron cómo la avioneta perdía altura e "hizo cosas raras" hasta que chocó de frente contra el suelo.

Criterio ha relatado que oyeron el ruido de una avioneta, miraron al cielo y tuvieron "la sensación de que era un vuelo raro", ya que "parecía que (la avioneta) se iba, que hacía como piruetas, y que el piloto quería evitar la carretera, y al final es como si intentase planear, hasta que ha caído".

Mercedes ha explicado que la avioneta "volaba como a intervalos, no de manera continua", por lo que ella pensó "que era un vuelo acrobático y que al final se iba a levantar, pero no fue así y pensamos ¡'que se estrella'!, y se estrelló".

El accidente ha ocurrido sobre las 11.00, cuando una avioneta Cessna 310 se ha estrellado a la altura del kilómetro 27 de la M-40, en un descampado cercano a la rotonda de Vía Lusitana, a unos 700 metros del centro comercial Islazul, inaugurado recientemente.