Martes, 29 de Abril de 2008

Javier Sierra dice que la literatura española es pesimista y no ha sabido crear héroes

EFE ·29/04/2008 - 16:30h

EFE - El escritor Javier Sierra considera que España siempre ha tenido una literatura pesimista, que no ha sabido crear héroes y que, salvo excepciones, se ha ocupado de "luchas internas" que no interesan más allá de sus fronteras.

El escritor Javier Sierra considera que España siempre ha tenido una literatura pesimista, que no ha sabido crear héroes y que, salvo excepciones, se ha ocupado de "temas muy domésticos" y de "luchas internas" que no interesan más allá de sus fronteras.

Sierra, que ha visitado hoy la Feria del Libro de Santander con la tercera edición de "La ruta prohibida" bajo el brazo, ha vendido 140.000 ejemplares de este libro de enigmas históricos que será lanzado próximamente en veinte países y se ha convertido en el único autor español en entrar en la lista de los más vendidos del "New York Times" con "La cena secreta".

Ese éxito y el de otros escritores de su generación presagia, en su opinión, una nueva época para los narradores españoles, que están "internacionalizando" su estilo y sus temas, ha opinado en un encuentro con periodistas.

Hasta ahora, a su juicio, la literatura española se ha preocupado únicamente de problemas internos y no ha explorado temas "mucho más internacionales" como la conquista de América o el Camino de Santiago y todo lo que le rodea.

Además se ha caracterizado por ser una "literatura del dolor e incluso de la ira", un pesimismo que también, a su modo de ver, está siendo superado por una nueva generación de autores a los que, como en su caso, el franquismo ya les suena tan lejano como la época de Felipe IV.

Con "La ruta prohibida" ha querido dar respuesta a las inquietudes de muchos lectores de novelas de intriga histórica que se han preguntado qué hay de realidad y qué hay de ficción en sus libros y en los de otros autores.

Para Javier Sierra, si ese género tiene tanto éxito es porque cada vez se tiende más a "desconfiar de las versiones oficiales de las cosas", e incluso en Estados Unidos está creciendo, desde el 11 de septiembre, un tipo de mentalidad que él ha bautizado como "conspiranoica".

La fascinación por los enigmas históricos no responde, a su juicio, a una moda porque ya en los años sesenta triunfaban libros como "Los misterios de las catedrales" y la atracción por lo desconocido siempre ha formado parte "del espíritu de nuestra especie".

Convencido de que no existe la historia, sino las historias, cree que la sociedad actual es "muy hipócrita" porque etiqueta como superstición todo aquello que esté relacionado con las creencias, especialmente si son trascendentes o sobrenaturales e ignora, de esa forma, que "toda nuestra historia se mueve por creencias, incluyendo la invasión de Irak".

Javier Sierra está preparando una novela que se publicará en 2009 y, mientras tanto, llevará a sus lectores una nueva versión, reescrita, de su primer libro, "La dama azul", que editará Planeta a finales de mayo y que cuenta la historia de una monja de clausura que tenía el don de la bilocación, es decir, que podía estar en dos lugares a la vez.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad